El lateral marroquí volverá al Real Madrid en 2020

El Real Madrid ha hecho muchas cosas mal en los últimos tiempos. Una gestión impropia de un club de semejante dimensión, fichajes de jugadores que luego no tienen sitio, ventas de estrellas que no son relevadas debidamente… pero no todo es malo. También hay que poner en valor operaciones con jugadores que ahora son referentes, algo que pasará con Achraf para alegría del Sevilla FC.

Y es que muchos se reían de Achraf Hakimi, pero el Real Madrid decidió cederlo durante dos campañas al Borussia de Dortmund. En esos dos años, el lateral marroquí ha progresado hasta hacerse un fijo en el conjunto alemán. Mientras, Carvajal ha ido menguando su nivel y a día de hoy no es fácil elegir al mejor entre ambos.

Achraf Real Madrid

¿Cuánto valdría hoy en día fichar a Achraf si fuese propiedad del Borussia? Seguramente una fortuna. Pero el jugador regresará al Real Madrid en junio con toda seguridad, en un movimiento que ha encendido inmediatamente la alarma del Sevilla FC. El conjunto hispalense visualiza una pequeña posibilidad para seguir contando con Reguilón la próxima temporada.

La mejor posición de Achraf sigue siendo la de lateral derecho. Sin embargo en Alemania al igual que en su selección ha jugado mucho en banda izquierda. De esta forma el regreso del jugador marroquí unido a la presencia de Marcelo y Mendy hacen que el Sevilla FC empiece a creer en que Reguilón pueda seguir allí un año más, aunque sea como cedido.

Ocampos y el Bayern

Reguilón Sevilla

Y es que el nombre de Ocampos ya empieza a ser muy vinculado a grandes equipos del continente europeo, el último de ellos el Bayern de Múnich. El conjunto bávaro busca refuerzos de cara a la segunda parte de la temporada y está dispuesto a tirar la casa por la ventana para hacerse con los servicios del extremo argentino.

En esta ocasión el precio de salida del jugador lo fija su cláusula de salida, que ronda los 70 millones de euros. De esta forma como decimos el Sevilla FC puede llegar a ingresar cuatro veces más de lo que en su día invirtió por un jugador que llevaba varias temporadas rindiendo a un nivel muy irregular en sus últimos equipos.

Monchi lo ha vuelto a hacer y ahora tendrá la misión de encontrar un sustituto de garantías para un jugador que ha sido clave para Lopetegui en lo que llevamos de curso. Eso sí, con 70 millones de euros en las arcas del club y con muchas opciones de mercado apenas a dos semanas de que se abra la ventana invernal de traspasos.