Pesadilla en la cocina

Demoledor Chicote en Pesadilla en la cocina evita brote de salmonelosis

El reconocido chef de La Sexta ha sido víctima de unas brutales críticas que ponen en tela de juicio su reputación y la de su programa

Sin lugar a dudas, Alberto Chicote es una de las grandes estrellas de la televisión. El reconocido chef ha conseguido catapultar su fama gracias a su papel en Pesadilla en la cocina, programa con el que ha conquistado a miles de espectadores. Pero no todo ha sido positivo, puesto que también ha sufrido críticas.

Sin embargo, ninguna de esas críticas ha sido tan devastadora para Pesadilla en la cocina como la última que han recibido. Y es que el programa de Alberto Chicote en La Sexta ha sido relacionado con la derecha política. Pero no solo eso, sino que su presentador ha sido relacionado con José Antonio Primo de Rivera.

Pesadilla en la cocina
Pesadilla en la cocina y Alberto Chicote han sufrido graves acusaciones

Pesadilla en la cocina, autoritario y miltar

Las críticas que ha recibido Alberto Chicote no acaban ahí, puesto que también han recibido críticas por ser un programa autoritario y militarizado. Además, también ha recibido críticas por su formato, ya que, tal y como han comentado, Pesadilla en la cocina siempre sigue el mismo guión.

En primer lugar, presentan el desastroso estado del restaurante al que acuden. Después Alberto Chicote ayuda y da consejos para salir de la agónica situación. Por último, el restaurante en cuestión ofrece una cena donde los comensales muestran su aprobación, tanto al plato como al servicio ofrecido.

Pesadilla en la cocina
Alberto Chicote ha sido definido como tirano, acusica y humillante

Alberto Chicote ayuda de manera tiránica y humillante

Pero la peor parte no se la ha llevado el programa, sino que ha sido el propio Alberto Chicote quien ha recibido las críticas más brutales. En esta ocasión, el reconocido chef ha sido acusado de ayudar a los restaurantes de una forma tiránica, acusica y humillante, pero siempre excusado en que es por su bien.

Pero no solo por el de los dueños y empleados de los restaurantes, sino también por el de todos los potenciales clientes. Y es que, mientras que a unos los salva de la quiebra del negocio, a nosotros nos salva de la salmonelosis. Algo que ya es excusa suficiente para que Alberto Chicote pueda explotar en Pesadilla en la cocina.

¿Quieres compartir la noticia?
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on facebook
Ultimas noticias en Elgodigital
Los jugadores del FC Barcelona bajan del burro sin Bartomeu
Samsung Galaxy Note 20 5G en Black Friday con descuentos increíbles
Pasapalabra otra vez en tribunales esta vez por el Rosco