Amaya se enfrenta a una sanción ejemplar por su temeridad al volante

El defensa del Rayo Vallecano Antonio Amaya fue detenido en la mañana de ayer al conducir con su Porsche Panamera a 234 kilómetros por hora en un tramo señalizado a 100 de la M-301. Una patrulla logró interceptar al conductor, al que se le imputa un delito contra la seguridad vial, ya que conducía a más del doble de la velocidad permitida en ese tramo de carretera.

Antonio Amaya./ Agencias

Según lo estipulado en el artículo 379.1 del código penal, Amaya se enfrenta a una pena de prisión de tres a seis meses o una multa de seis a doce meses o de uno a tres meses de servicios a la comunidad. Lo que es seguro es que sufrirá una retirada del permiso de conducir de uno a cuatro años.