Chimy Ávila fuerza a Osasuna a estudiar ofertas

Al argentino no le perdonan sus irreverentes apariciones en las redes sociales más allá del momento que pasó como profesional en la casa rojilla

Los que siguen atentamente las cuentas de los jugadores profesionales pueden constatar la metida de pata que ha hecho Chimy Ávila recientemente. El delantero argentino ha salido en una story de Instagram posando una foto alusiva al líder político de ultra derecha José Abascal. Esto ha hecho que se tomen decisiones al respecto y que se abra una posibilidad de salida ante la presión.

Un movimiento en falso que él mismo ha reconocido públicamente. De hecho, ha tenido que recurrir a la eliminación de la publicación por medios propios, subiendo momentos más tarde otra historia en donde pedía disculpas. La camiseta tenía una frase, y contaba con la imagen del líder fumando un puro. La frase era la siguiente: “El miedo es una reacción. El valor, una decisión“.

Celta Chimy
El atacante argentino fuertemente pretendido por el Atlético

Cuatro clubes se han metido en la pelea por Chimy Ávila una vez conocido el escándalo

A pesar de lo que se pueda pensar en este aspecto, Chimy Ávila entiende que deberá dar vuelta atrás al tema y centrarse en recuperar su nivel. Pamplona no es propiamente el mejor sitio para incurrir en estos hechos, y menos promocionando el sitio donde se podían adquirir las camisetas. De manera que se ha puesto en conocimiento la inconformidad y lo más probable es que acabe saliendo.

Eso ha llamado la atención de clubes como el Atlético, que siempre le ha querido. El problema es su recuperación, pues viene de superar dos lesiones de ligamentos cruzados, una en cada una de sus rodillas. Al colchonero se le unen: Levante, Sevilla y Elche, esperando que uno de estos logre imponer una buena suma de dinero a favor como medida de proyección a futuro.

Los ultras no piensan tragar entero

Vaya momento, y vaya situación, nadie lo esperaba pero se ha dado y no hay derecho a arrepentimientos. Su gente, que le apoyó durante todo este proceso hoy le sacrifica y le ponen en ruta a su salida. Hoy le toca al Chimy Ávila manejar las cargas y meterse en la idea mucho más abierta. Lo que no se tiene claro aún es el tiempo, y tampoco el destino.

Esperarán a que llegue una a una a la mesa directiva del Osasuna los documentos, y abalizarlos con calma es la principal virtud. Ahora mismo el jugador está en sus vacaciones, en contacto directo con su representante y listo para definir su futuro. Momento complicado de paso.

Sergio Herrera Osasuna