Pesadilla en la cocina

Cocinero mentiroso en Pesadilla en la cocina mete en un lío a Chicote

El programa de La Sexta vivió una tensa situación en el Racó Marítim, ya que el reconocido chef y un empleado del restaurante se encararon

Sin duda alguna, el Racó Marítim es uno de los programas más destacados de Pesadilla en la cocina. Allí, Alberto Chicote vivió alguno de los momentos más tensos que ha tenido que atravesar en el programa, puesto que los trabajadores no tenían la actitud adecuada para cambiar el rumbo del restaurante.

Como es habitual, el Racó Marítim estaba condenado al fracaso. De hecho, nada más llegar Alberto Chicote al restaurante, comenzaron las peleas. Y es que el presentador de Pesadilla en la cocina no lo tuvo nada fácil. De hecho, a pesar de su gran labor, el restaurante no ha conseguido reconducir el rumbo.

Pesadilla en la cocina
Alberto Chicote vivió su momento más tenso en el Racó Marítim

Alberto Chicote comienza con mal pie en el Racó Marítim

Alberto Chicote siempre comienza su intervención en los restaurantes a los que acude probando varios de los platos de la carta. Para comenzar, el reconocido chef pidió paella, patatas bravas, chipirones, dorada, tarda de queso y tarta de queso casera. Unos platos que, como era de esperar, no convencieron al chef.

Pero el gran inconveniente de su visita lo tuvo con el cocinero de Racó Marítim. Y es que el pescado era de una calidad muy mala para ser un restaurante que se encuentra en primera línea de playa. Pero lo peor llegó con la paella, que pasó de tardar 30 minutos a casi una hora de espera y además no contaba con los elementos esenciales de la paella.

Pesadilla en la cocina
Alberto Chicote se encaró con David en Pesadilla en la cocina

Brutal pelea en Pesadilla en la cocina

Sin embargo, el gran momento de Alberto Chicote en el Racó Marítim llegó cuando se instaló en las cocinas para ver como trabajaban los empleados. Allí conoció a David, con quien tuvo sus más y sus menos. Y es que el tiempo estimado para que los clientes pudieran disfrutar de su paella era aproximadamente de dos horas.

Y todo porque a David le gustaba cocinar tranquilo. A Alberto Chicote no le gustaba su actitud y le tildó de mentiroso, ya que decía que había espacio para una nueva paella. Ambos se encararon y estuvieron a punto de llegar a las manos, pero finalmente el encontronazo no pasó a mayores, puesto que intervinieron el resto de empleados.

¿Quieres compartir la noticia?
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on facebook
Ultimas noticias en Elgodigital
Antena 3 ya tiene su propia Isla de la tentaciones (caloret faller)
El Bayern Munich pone precio final al Athletic en fichaje de Javi Martínez
Enfado mayúsculo del jefe de El Chiringuito amenaza con despido próximo