Compara los goles con el kétchup

Según el delantero portugués, “golpeas, golpeas y el tomate no sale. Y luego viene todo a la vez“. Eso mismo pasa cuando un futbolista le pone empeño en marcar gol pero el balón no quiere entrar, hasta que entra incluso más de una vez, como muchas veces suele ser su caso.