El Atlético confía en el RC Celta para formar al hijo de Simeone

Ideal para suplir la zona de centro delantero caería de lujo para el cuadro gallego que tiene retos importantes

Giovanni Simeone el atacante del Cagliari es una de las ofertas que están cayendo para el mercado estival, al menos así lo anuncia un medio que pone en esa ruta de captura al RC Celta de Vigo. El punta de gran suceso en el club del país de la bota podría haber acabado su incidencia en el mismo y estaría dispuesto a seguir al frente ahora que ha llegado una que otra opción del exterior.

Tanto él como su representante han acordado que es un buen momento para buscar salir del círculo en el que está, y coincidir cerca a su padre es un hecho de efecto. Simeone cala perfecto en la idea de Coudet, que busca un delantero mucho más posicional que sepa ayudar a Iago Aspas a crecer en la idea con su generación de los espacios.

Zaragoza cesión
Confrontación entre los dos clubes, por las condiciones de la cesión de Atlético al Zaragoza

Con un valor asumible, el hijo de Simeone es ahora la mayor debilidad de la junta directiva del Celta de Vigo

Ya puestos en la tarea, se han desplazado hasta la zona para indagar mejor por el tema. Han cuestionado y han sacado verdades, en donde el precio a pagar por Giovanni Simeone estaría al rededor de los 11 millones de euros. Una cifra por demás asumible, teniendo en cuenta la experiencia que ha adquirido y su buen margen de anotaciones en un equipo de mitad de tabla.

Esta idea se compone además por la certificación de su padre, que ha hablado con Coudet, un viejo amigo para que la operación sea mucho más simple. De hecho, ha sido el cholo el que siempre ha presionado por su hijo, pero no ha encontrado respuestas hasta el momento en el ambiente. Que llegue a España y se ponga a tono le podría acercar al colchonero, su verdadero objetivo.

Cagliari no pierde la ilusión de sacar mayor dinero por su pase

Y aunque el caso parezca muy avanzado, no hay que dejar de lado que la situación podría reunir varios tintes adicionales. Si Gio Simeone no define pronto, el club está dispuesto a mejorar sus condiciones con la alternativa de extender su contrato y elevando la cláusula del profesional. Esto haría que el Celta se retirase ya que cuenta con un margen bajo presupuestal para la siguiente temporada.

En ese sentido Diego, su padre estaría interviniendo y se espera el resultado. Por el momento el jugador está en sus vacaciones, esperando resolver su tema antes del comienzo frenético de un mercado que según se dice va a ser uno de los más agitados de los últimos tiempos, con la pandemia golpeando de frente las cuentas de los clubes en líneas generales.

Atlético James