Una vez el titular tome el mando, los suplentes tiene la carta firmada para su salida sin atenuantes

Los colchoneros están atravesando una crisis bastante dura. De los últimos años éste ha sido el instante más complejo, en donde acumulan ya 5 jornadas sin conocer lo que es el triunfo. La desbandada de comienzo de temporada les ha terminado costando muy caro, e incluso mucho más teniendo en cuenta la re inversión para tratar de mantener un equipo competitivo.

Sin dudas, todas las líneas se han visto afectadas, pero es la defensiva, y la de la banda izquierda la que más problemas acusa. Allí, Renan Lodi ha ido adquiriendo minutos, y si bien no lo ha hecho del todo mal, es muy joven, y para sostener un nivel óptimo es necesario disminuir notablemente el margen de error. Mario Hermoso es la alternativa, pero sus características lo ubican mejor de central, y así las cosas se quedan en el limbo.

Jordi Alba

No hay alternativas, y la mayoría de los goles encajados han llegado por ese costado, lo que ha hecho al propio Simeone replantearse su proceder, y ha fijado su mirada en un jugador del FC Barcelona, más precisamente en Junior Firpo, la alternativa de Jordi Alba. Al lateral ex Betis no le está yendo bien en su nuevo hogar, cuestionado y pasado por el flagelo que le ha impuesto su entrenador, no sería extraño ver como pierde su puesto.

Simeone se ha encargado, Junior Firpo está muy cerca de volverse colchonero

Cuando militaba en Betis estuvo muy cerca de la oportunidad, pero fue al final el blaugrana el que se ha llevado el gato al agua. Historia aparte, el presente ayuda y el presente podría cambiar. Junior Firpo es un gran lateral, al que le ha costado mucho adaptarse y del que aún se tienen enormes esperanzas. Simeone por su propia cuenta ha tomado el mando, le ha llamado y le tiene cerca de cambiar de ciudad.

Allí, en el Camp Nou a duras penas a conseguido jugar 684 minutos, repartidos en 9 juegos, lo que habla de su falsa comunión con el entrenador y con el grupo como tal. Valverde ha preferido poner de titular a Semedo, cambiando su perfil y exponiendo más al equipo a las incursiones por fuera de los rivales. Messi ha puesto su granito de arena, más si se tienen en cuenta aquellas disputas en redes sociales que protagonizó el propio Firpo.

Junior Firpo

Pero más allá de todo eso, la cosa es muy simple, por 30 millones de euros cualquiera que lo quiera se lo puede llevar, y ese es un tema del cual se estudia bastante por estos días. En la capital confían demasiado en su talento, le valoran las convocatorias a la selección, y han destacado por siempre sus cualidades. El tema está cada día más perfilado y no sería extraño ver que se cierre un trato incluso ahora mismo en enero.