El Betis harto de un Pellegrini que se limita a competir

El entrenador del Betis lamentó la frustración de esta semana por la eliminación en Copa y la derrota este domingo ante el Barcelona (2-3), por culpa en gran parte de un Leo Messi que marca la diferencia, aunque su equipo “supo competir”

“El partido tiene dos caras, una lo que demostramos que somos capaces de hacer, jugamos de igual a igual al Barcelona, y otra el resultado. No se puede estar conforme por más que la actuación del equipo sea más que aceptable”, dijo en rueda de prensa.

“El equipo está con una dinámica positiva, trabajando fuerte, con ambición. Hoy el equipo volvió a demostrar que está a un nivel alto competitivo pero no logró los tres puntos”, añadió, antes de referirse a Fekir y a la suplencia de Canales. “Fekir está muy involucrado, tiene gran influencia aunque no haya marcado”, dijo.

“Hicimos cambios importantes para estar más frescos, los cambios se pueden hacer antes o después pero hay muchas razones por las que uno los hace en un determinado momento. Por un lado tengo una frustración importante por otro tengo la seguridad de ver un equipo competitivo con la confianza para hacer cosas importantes”, dijo antes de valorar la entrada de Messi en el segundo tiempo.

“Messi marca la diferencia una vez que entra en el campo, se encuentra con ese balón y no perdona, metió de vuelta al Barça en el partido, pero en el fondo el equipo supo competir también contra Messi. En el fútbol la diferencia la marca la técnica, Messi es el mejor del mundo, la técnica que tiene es superlativa y por eso decide los partidos”, terminó.

El FC Barcelona salvó los tres puntos este domingo en su visita al Benito Villamarín gracias a un gol de Trincao en el minuto 87 (2-3), la primera derrota en 2021 de un Real Betis que cerca estuvo de condenar las opciones al título de los de Ronald Koeman.

El cuadro azulgrana comenzó por debajo por un gol de Borja Iglesias, merecido por la insistencia de un Betis dominador en el primer tiempo. Koeman rotó a Messi, Pedri y De Jong, y el Barça no estuvo fino, ni mucho menos ofensivo. La entrada del ’10’ en el segundo tiempo se tradujo en gol al instante y otro poco después de Víctor Ruiz en la portería equivocada.

El defensor local sirvió la remontada azulgrana en propia puerta pero se desquitó haciendo el 2-2 en un testarazo. La reacción del Barça se apagó y el Betis pasó a tener la victoria en su mano con la entrada de Canales, también dosificado por Manuel Pellegrini. Con los de Koeman bloqueados apareció Trincao, un suplente condenado que hasta ahora poco había demostrado, con su primer gol.

El tanto del luso permite al Barça sumar 43 puntos y seguir segundo, a siete de un Atlético que tiene que jugar este lunes ante el Celta. Sin margen de error, los de Koeman salvaron una de las muchas finales que le quedan para aferrarse a un título que mantiene atado el conjunto rojiblanco en su ritmo sin rival.

El técnico holandés avisó en la previa de la carga de minutos de los jugadores y no era broma, ante el Betis decidió rotar. El Betis fue mejor en el primer tiempo y las internadas de Álex Moreno se sucedieron sin encontrar un rematador. En una contra local, el balón llegó esta vez por la banda derecha y Emerson sí acertó a encontrar a Borja Iglesias, que alimentó su buen momento con el 1-0.

La lesión de Araujo a los 10 minutos no ayudó a dar tranquilidad a los visitantes. De Jong entró, pero en esa posición retrasada, y en el centro del campo ni Riqui Puig ni Pjanic aprovecharon su oportunidad. Huérfanos de Messi o Pedri, el Barça inventó con Mingueza y un Dembélé que desborda siempre que quiere.

Ambos fueron protagonistas en la reanudación, con la primera gran parada de Joel en disparo del defensor. La entrada de Pedri cambió algo el panorama pero de arriba a abajo lo hizo Messi, que saltó al campo en el 57′ y dos minutos después hizo el 1-1, con un latigazo al palo corto. Ahí empezó el ciclón culé, una sucesión de llegadas que trajo también el 1-2, con fortuna en el rebote de Griezmann.

Víctor Ruiz hizo el gol que no quería, pero en el otro área le cambió la cara, rematando una falta perfecta de Fekir, que él mismo había provocado. La estrella local dejó su sitio a su socio Canales y el cántabro estuvo cerca de liarla como Messi con su entrada. Ter Stegen se hizo grande y en la única réplica visitante, Trincao salvó los muebles para un Barça que sigue en la pelea.

FICHA TÉCNICA.
–RESULTADO: REAL BETIS, 2 – FC BARCELONA, 3. (1-0, al descanso).
–ALINEACIONES.
REAL BETIS: Joel; Emerson, Mandi, Víctor Ruiz, Álex Moreno; Paul (Guido, min.75), Guardado, Ruibal (Rodri, min.65), Juanmi (Tello, min.75), Fekir (Canales, min.83) y Borja Iglesias (Loren, min.82).

FC BARCELONA: Ter Stegen; Mingueza, Araujo (De Jong, min.11), Lenglet, Alba; Busquets (Umtiti, min.78), Pjanic (Trincao, min.57), Riqui Puig (Messi, min.57); Griezmann, Dembélé y Braithwaite (Pedri, min.46).

–GOLES:
1 – 0, min.38, Borja Iglesias.
1 – 1, min.59, Messi.
1 – 2, min.68, Víctor Ruiz (propia puerta).
2 – 2, min.75, Víctor Ruiz.
2 – 3, min.87, Trincao.
–ÁRBITRO: Del Cerro Grande (C. Madrileño). Amonestó a Víctor Ruiz (min.77) por parte del Betis. Y a De Jong (min.47), Dembélé (min.64) y Busquets (min.74) en el Barça.

–ESTADIO: Benito Villamarín.

Koeman fichajes
Koeman ha pedido fichajes a la directiva del FC Barcelona

Koeman satisfecho con la trayectoria

El entrenador del FC Barcelona, Ronald Koeman, reconoció que Leo Messi “cambió el partido” y “demostró en media hora que es vital” para el equipo, en la remontada 2-3 ante el Real Betis este domingo, que firmó eso sí Trincao con su primer gol azulgrana.

“Siempre hablo con los jugadores, estuve hablando ayer con Leo de dar un descanso y si le necesitamos ponerle. Perdíamos 1-0 y en pocos minutos ha cambiado el partido, con el primer gol que ha marcado y ha dado mucho juego en la segunda parte. En media hora ha demostrado que es un jugador vital para este equipo”, afirmó en rueda de prensa tras la sufrida victoria en el minuto 87.

El argentino fue suplente en el Benito Villamarín pero su entrada fue con gol a los dos minutos. El Barça dio la vuelta al marcador pero aún tuvo que romper el empate con Trincao. “Es un jugador joven que ha venido a un club grande, siempre se necesita tiempo para adaptarse. Le hemos intentado ayudar, le hemos dado minutos, ha tenido mala suerte en los últimos partidos de no marcar y hoy sí ha sido decisivo, para que se sienta importante en el equipo”, dijo.

Por otro lado, Koeman reconoció que las rotaciones fueron en parte pensando en la semifinal de Copa del Rey ante el Sevilla. “Un poco sí, pero sobre todo por el desgaste físico que tienen que hacer los jugadores, llevamos 11 partidos en enero, 10 fuera de casa, horario tarde para regresar. La Copa es el camino más corto para ganar un título y necesitamos al equipo con buen físico para el Sevilla. Hay que proteger a la plantilla para no tener más lesiones”, apuntó.

“Los resultados nos han ayudado mucho en tener fe en remontar partidos. Durante el partido hemos mejorado, hemos puesto mentalidad para ganar. Es el camino para seguir, esto sí me gusta del equipo y es un carácter importante para remontar partidos”, terminó.

Ronald Araujo
Ronald Araujo, zaguero central del FC Barcelona

Lesión de Araujo

El central del FC Barcelona Ronald Araujo sufrió este domingo un esguince en el tobillo izquierdo, según informó el cuadro azulgrana en su primer parte médico, tras ser sustituido en el duelo ante el Real Betis de la jornada 22 de LaLiga Santander.

“Ronald Araujo tiene un esguince en el tobillo izquierdo. Mañana se le harán más pruebas para saber el alcance exacto de la lesión”, escribió el Barça en su cuenta oficial de twitter.

El defensor se lesionó en una acción en solitario, cuando se le quedó enganchado el pie con el suelo, un mal gesto que le hizo salir cojeando del campo a los 11 minutos, sustituido por De Jong.

A falta de conocer el tiempo de baja, supone otro contratiempo en esa zona para Ronald Koeman, que ya ha visto lesionarse a todos sus centrales. El técnico holandés acaba de recuperar a Umtiti mientras que Piqué ya trabaja con balón en los entrenamientos.

Fabián Ruiz