El elegido del Granada CF ante inminente fuga de Carlos Bacca

Parecen cerradas las opciones de continuidad del delantero colombiano, que ni cuenta para el proyecto inmediato

Granada CF ha empezado a trabajar en la recomposición de su plantilla teniendo en cuenta que lo más probable a corto plazo es la salida del delantero cafetero, Carlos Bacca. Como ya se anticipaba, el goleador ex del clubes como el Villarreal y el Sevilla tiene todo acordado con el equipo de sus amores en su país, el Junior de Barranquilla, para ser el flamante refuerzo de cara a la campaña 2022.

Suplencias marcadas y bajas alternativas en la plantilla principal le han hecho tomar la decisión, que deja un déficit cantado en la estructura nazarí al menos de acá a que se cierre el mercado invernal. Por eso, se han anticipado, y han empezado a generar contactos con un jugador que les gusta. Se trata de Mariano Díaz, al que justamente Ancelotti le ha cerrado las puertas en el Real Madrid.

Bacca Villarreal
Mariano Díaz no para de componer especulaciones de salida en el Real Madrid

Parece una decisión tomada y por tanto, la salida de Carlos Bacca del Granada es no más que un proceso a finalizar

Aún por parte del delantero de 35 años hay una luz de esperanza, y esa tiene que ver con la situación que vive Robert Moreno. En caso de ser despedido, esperaría para conocer las intensiones del nuevo estratega antes de tomar una decisión. En Colombia hablan de un pre acuerdo, y es que más allá de todo lo que viene pasando, el deseo del jugador es acabar su carrera donde la empezó.

Si el nuevo gestor del proyecto decide contar con sus servicios extendería su estadía al menos hasta el final de la temporada, lo que limitarían sus opciones de obtener el pase de Mariano. Y es que al dominicano le siguen cayendo opciones a granel, y se espera que al menos en teoría pueda sellar su postura en el mes de enero.

Cesión inicial con una alternativa de compra, el modelo a usar por parte de los nazaríes

El costo de Mariano superaría los 10 millones de euros y para poder cerrar una operación de ese calibre al menos debe entrar pisando fuerte. Estos primeros seis meses serían experimentales, y servirían para trazar los objetivos realmente punteros, que es construir un equipo solvente, y estable como sucedió en la era de Diego Martínez.

Su primer reto es salvarlos de caer en el descenso y empezar a sumar goles de inmediato. El ataque en este instante es propiedad del otro colombiano Luis Suárez, con el que perfectamente puede combinar al tener distintos perfiles y características propicias para distribuir todo el frente de ataque. El tema ha ido ganando fuerza y se analiza con lupa.

Diego Costa Granada