El Gobierno Sánchez no debería permitir lo que ocurre en el mercado de Santander

Una bochornosa escena en Santander ha dejado en evidencia las medidas del gobierno

Entre las medidas adoptadas por el gobierno desde que comenzase la crisis del coronavirus en España, una de las más notables ha sido respetar la distancia mínima de 1-2 metros de distancia entre personas. Una medida de prevención básica que ha estado presente desde el inicio, al igual que una correcta limpieza de manos.

Las medidas que están permitiendo algo más de libertad a la ciudadanía, ha propiciado escenas que no son deseables en estos momentos. Principalmente, porque pueden acabar en un nuevo repunte de la pandemia, y volver otra vez atrás, en lugar de dar un paso al frente.

Pedro Sánchez

Un vídeo del Mercado de la Esperanza en Santander ha hecho saltar las alarmas. En él se ve a mucha gente comprando sin guardar las distancia de seguridad. Asimismo, se observa como muchos tampoco tienen mascarillas, siendo un claro ejemplo que hace dudar de si realmente estamos preparados para volver a la vida normal.

Este tipo de escenas son las que el Gobierno de Pedro Sánchez debería intentar evitar. El uso de mascarillas tendría que ser obligatorio para todos en supermercados y lugares en los que se puedan dar grandes acumulaciones de personas. Medidas que desde un principio debieron ser obligatorias.

Pedro Sánchez

De lo que no hay duda, es que la escena del mercado en Santander genera serias dudas. Una muestra de la preocupación existente en parte de la población por precipitar la situación, y es que el coronavirus no está ni mucho menos erradicado, ni las personas que lo han pasado sin inmunes a él.

Almería ascenso