El primer fichaje de Asier Garitano en su vuelta al CD Leganés

La llegada del estratega trae consigo diversas noticias, ajustadas ciertamente a las posibilidades económicas

Nada más anunciado como el futuro entrenador del Leganés, a Asier Garitano ya se le ha empezado a abonar cierta carga de responsabilidad ajustada a los fichajes de esta recta final de temporada. Por un lado, mirando de cerca las opciones financieras, determinadas a raíz de la decreciente economía tras la pandemia del coronavirus en todas sus facetas.

Además, los malos resultados, han terminado por certificar las opciones del anterior cuerpo técnico. Con el anuncio de Garitano no solo han ido de frente con ciertas incidencias, sino que además, han postulado una idea de juego mucho más agresiva. Buscan como no ajustarlo todo, a la medida necesaria, esta vez centrando sus fuerzas en Íñigo Vicente, un descarte de Marcelino en el Athletic.

Míchel Huesca
Asier Garitano, elegido como nuevo entrenador en Leganés

Tirando de sus influencias, Asier Garitano impulsa un nuevo valor para el Leganés con talento diferencial

De una u otra manera, esa cercanía con los actuales campeones de la Supercopa de España le ha de servir a Garitano para fortalecer una plantilla necesitada de puntos de efecto. Está comprobado que esta nueva idea de juego se re construye en base a ciertos ajustes y uno de esos es la explosión del ataque por las bandas. De manera que Íñigo Vicente apunta a ser el elegido.

No cabe en los planes de Marcelino, y ciertamente necesita encontrar minutos para evitar ver frenada su evolución. Vicente es un extremo de perfil zurdo, tiene tan solo 22 años y está listo para pegar el salto. Necesita la confianza de un equipo, y de su entrenador para desplegar el talento que posee en sus pies. Es muy rápido y propositivo, importantes conceptos a la hora de ver enfocado su futuro en el fútbol español.

Rafa Alkorta se juega un papel fundamental en este hecho

Ciertamente el director deportivo ha sido uno de los que ha pujado mejor por esa vía. Necesita ajustar el modelo financiero en el concepto de regulación de los salarios, y lo de Íñigo Vicente cae de lujo. No va a ser de la confianza y necesitan cederlo, de manera que el club pepinero es el que mejor se acomoda en esa vía llegando a cuajar mejores sensaciones.

Eso sí, hasta no tener una propuesta oficial sobre la mesa no se puede cantar victoria. Resulta que existen varios interesados por el extremo de excelentes cualidades. Sobre todo equipos del ascenso, que buscan ajustar sus medidas en base a sus posibilidades. Buen viento en este suceso, teniendo en cuenta que resta menos de una semana para el cierre oficial del mercado.

Cádiz Leganés