El Real Zaragoza paga el ser gobernado por una gestión impropia de la entidad

Lo más importante para el Real Zaragoza en estos momentos es ganar. Si lo hicieran con más continuidad y con fútbol de nivel más alto, ya sería la repera. Los tres puntos frente al Girona deberían ser el punto de partida para que el equipo recupere su verdadera identidad. Esta guerra no ha terminado. Resta mucha tela por cortar y nada hay perdido, aunque de la impresión de que el objetivo final sea imposible. Sí tengo muy claro que, con el ambiente creado a lo largo de la semana y lo vivido en el estadio de La Romareda, el triunfo tiene mucho mérito por parte del entrenador y de los jugadores. Lo comenté el pasado viernes y lo mantengo. Da la impresión de que hay un acoso y derribo para decapitar al Real Zaragoza y, en este apartado, jamás pondré a la afición. Sí se encuentran en él unos dirigentes impropios para esta entidad.

Los primeros que deben hacer examen de conciencia son los dirigentes y el “dueño” del corral. El accionista mayoritario no puede estar más tiempo escondido y sin dar la cara. Tiene que salir a la palestra y exponer “su verdad”. Decir públicamente por cuantos euros vende sus acciones y, por otro lado, exponer a la masa social como llegó y en que condiciones le “vendieron” el club aragonés. La masa social zaragocista, también debería conocer de manera oficial las condiciones económicas y de mando por parte de García Pitarch. Si no tiene nada que esconder, lo más normal es dar la cara. Para recuperar la paz social, Agapito está obligado a dar estos pasos y, por supuesto, vender y dar por finalizada su negra etapa al frente del Real Zaragoza.

Agapito dejó el mando y el poder esta temporada en manos de García Pitarch, pero tampoco la suerte le acompaña. El valenciano dice que toma todas las decisiones con absoluta libertad y que Agapito no interviene para nada en la gestión. Por supuesto, nadie considera que dice la verdad. La sombra de Agapito es muy larga y nada va a cambiar mientras siga siendo el accionista mayoritario.

Agapito, por respeto a la masa social, tiene que decir en que condiciones han llegado los García Pitarch, Moisés García León, Bruixola y Soler. ¿A qué nómina pertenecen, quién les paga y cuál es el costo para el Club? Lo conocemos de manera oficiosa, pero debe ser el “dueño” quien lo haga oficial. La oscuridad es la mejor arma para la sospecha.

Si los cuatro personajes llegaron de la forma en que llegaron, lo grave es que las buenas primeras impresiones se están diluyendo como un azucarillo en el agua.

Hay que reconocerles su buen trabajo y venta de imagen en actos sociales y de promoción, pero fallan en lo deportivo que es realmente lo importante. No andan en la misma sintonía a la hora de hacer manifestaciones, más o menos oficiales, dan la impresión de que quieren cargarse al entrenador y por otro lado, incendiaron el vestuario de la manera más burda. Si ellos consideran que deben cambiar el técnico y dar la baja a determinados futbolistas, que lo hagan, pero no de la forma en que lo están haciendo. Están obligados a sembrar la paz y no la guerra.

Ya vale de castigar al Real Zaragoza y a su historia. La pasada temporada, Agapito dejó el mando en Jiménez y Molinos. Los dos fracasaron y se fueron por la puerta falsa y sin dar la cara. Dejaron al equipo en Segunda y más arruinado económicamente, pero ellos se fueron de rositas. Pagano, el Real Zaragoza. No hubo sentimientos.

Ahora es el momento de actuar y de que no se repita la historia con García Pitarch y su equipo de trabajo. Si no se corta a tiempo llegará el día que se vayan y aquí se quedará el “muerto”. Aquí tampoco mandan los sentimientos. El Real Zaragoza tiene que ser dirigido por aragoneses sin ánimo de lucro. Y los hay en Aragón y muy zaragocistas. Solamente la muerte no tiene solución y, este sentido, el Real Zaragoza sigue y estará siempre muy vivo. Hay soluciones y las comentaremos.

¿Quieres compartir la noticia?
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on facebook
Ultimas noticias en Elgodigital
El Levante UD avisa al Atlético y Sevilla FC: Campaña saldrá
¿Quién inventó la expresión “Jogo Bonito”?
Sevilla FC aprovecha duelo Champions para fichar a Kepa