El truco de Netflix para ver series y películas con mayor calidad

Ayudas infaltables abren la persiana de la experiencia en el más grande de los expositores de contenido vía streaming

La toma de contacto con las últimas herramientas tecnológicas en el consumo multimedia ha llegado a la vanguardia. Opciones como Netflix proporcionan un truco, por medio del cual será mucho más simple obtener una mejor respuesta en lo que se conoce como experiencia final de consumo.

Para nadie resulta ser un secreto que la disposición de las tecnologías varía de un compuesto a otro. O como se ejemplifica mejor, de una marca a la otra. Los televisores de la actualidad tienen múltiples opciones configurables, que movidas de la manera correcta, proporcionan otro tipo de experiencia, positiva sobre todo.

Netflix
Netflix ha instalado un nuevo botón para acabar con la indecisión de los usuarios

La eliminación del efecto de telenovela, el truco escondido de Netflix

Para muchos el suavizado de las pantallas parece ser un tema de amplio entendimiento, para otros no, y ahí es donde parece estar la clave. Comúnmente se ve que las pantallas sostienen una taza de refresco alta, que permiten tener alta fluidez en el trasegar de la misma, en contenidos básicos, como las telenovelas y otros cuantos más.

En cine el concepto cambia, y el rellenado automático se conoce como efecto de telenovela, o soap opera effect. Este efecto lo que hace es una interpolación de los frames, intentando llenar los espacios muertos teniendo en cuenta que la gran masa de películas corre a 24 FPS. Al verlo, se nota, y se nota bastante. Los creadores de cine saben que se están enfrentando a un tema de interpretación que las marcas ni siquiera habían percatado para mejorar la respuesta.

De esta manera se mejora sustancialmente la experiencia

Teniendo en cuenta, que en la mayoría de las veces, este es un efecto que no se controla por sí solo, habrá que recurrir a ciertas ayudas para manifestarlo de forma agresiva. Para ello habrá que irse a las configuraciones del dispositivo, y ver qué tanto se puede hacer. Por marca cambia el concepto, pero habrá que inhabilitar las opciones:  Auto Motion Plus (Samsung), TruMotion (LG) o MotionFlow (Sony).

Lo que sigue es ajustar la temperatura de los colores al modo normal, y si es posible activar el HDR (no todos los televisores son compatibles). Moviendo los modos de imagen se debe incluir el habitual, modo cine, mover la nitidez al 50%, mover al máximo la retroiluminación, contraste al 100%, brillo y color al 50%, y tonalidad 0%. Con esto será suficiente, la experiencia cambia y la opinión hace lo propio.

Santander clientes