En Brasil creen que el KO en la Champions acelerará la llegada de Neymar