Error catastrófico en El Hormiguero condena a Pablo Motos

El presentador fue blanco de críticas en redes sociales provenientes de Argentina

Este miércoles en El Hormiguero, la invitada de Pablo Motos fue la cantante y actriz Lali Espósito, quien acudió al agradable llamado del valenciano. La argentina aprovechó el espacio para promocionar su nuevo single “Disciplina” y para hablar sobre su último proyecto televisivo, Sky Rojo. Hasta ahí todo bien.

La originaria de Buenos Aires, quiso tener un gesto amable con Motos y por ello le trajo un regalo muy argentino. La gran mayoría sabe que la bebida por excelencia allá es el mate, y Lali quiso que el presentador probase un poco de su cultura. Sin embargo, un gesto del comunicador hizo que pasarán un incómodo momento tanto para su invitada como para toda la Argentina.

Hormiguero Pablo Motos
El primer gesto de Pablo Motos probando el mate, es una fotografía para el recuerdo de todos en El Hormiguero.

El gesto de Pablo Motos con el regalo de su invitada en El Hormiguero

Lali entró con un recipiente mientras decía. “Te he traído la ciencia del mate porque me pareció un buen regalo”. Acto seguido se dispuso a servirlo pero en esas exclamó. “Acabo de hacer una trampa, que los argentinos no me puteen, el mate no está curado porque la madera no debería estar clara. Normalmente, se le pondría durante dos días hierba mojada para que la madera coja el sabor y así, sí puedes tomar el mate” dijo Lali.

Luego de estar listo para dar su primer sorbo, Pablo confesó que “no me he tomado uno en mi vida. Dicen que la primera vez no te gusta”. Pues así fue pues en su primer probada puso cara de no haber disfrutado mucho el trago. “Si no me gusta ¿Finjo?” dijo Motos a lo que su invitada le espetó “¡El pueblo argentino te está mirando!”

Pablo Motos se reivindicó y concluyó con que el regalo de su invitada en El Hormiguero si le gustó

Cuando el presentador dio su primer trago y Lali vio que no le gustó mucho, no dudó en decirle “¿Te puedo pedir una segunda oportunidad?”. Motos exclamó “Me puedo suicidar si quieres… es que está muy amargo”. Sin embargo volvió a tomar otro poco del mate y esta vez su gesto fue diferente. Fue el de alguien disfrutando un buen mate.

“Tienes razón, el primero me supo mal, pero ya no… no tomo más que no duermo” comentó el valenciano. La escena ha quedado para enmarcar, pero la anécdota vivirá para siempre en la memoria tanto de Pablo Motos como de Lali Espósito. La argentina espera que el presentador se vuelva todo un amante del mate de ahora en adelante.

Paula First Dates