Escenario catastrófico en Al rojo vivo obliga vuelta inmediata de Ferreras

La Sexta vuelve a recibir críticas procedentes de las redes sociales, que se han cansado de la falta de objetividad de uno de sus líderes

Antonio García Ferreras se ha consagrado como uno de los presentadores de televisión más criticados. Y es que su papel en Al rojo vivo, programa de La Sexta, lo ha convertido en la diana perfecta para las criticas, puesto que siempre ha mostrado un posicionamiento político a favor de la izquierda y de Pablo Iglesias.

Es por eso que muchos han cargado contra él y su programa, puesto que no lo consideran objetivo. De hecho, las críticas hacia La Sexta no pararon de acumularse durante el estado de alarma, puesto que Ferreras y Al rojo vivo trataron de limpiar la imagen del Gobierno de España a toda costa para evitar nuevas críticas.

Al rojo vivo
Las redes sociales vuelven a criticar a Ferreras

Unidas Podemos, contra las cuerdas

Sin embargo, ahora Unidas Podemos vive una situación muy desfavorable, ya que no paran de acumular polémica por muchos trapos sucios que están saliendo a la luz. Ahora, la Fiscalía está investigando a Neurona Consulting, empresa que está vinculada a la izquierda latinoamericana, muy afín a Pablo Iglesias y su partido.

Y es que, dicha empresa, podría estar relacionada con una utilización fraudulenta en las elecciones generales del 2019. Asimismo, las cuentas de Unidas Podemos con Neurona Consulting también están siendo investigadas, ya que los pagos realizados acabaron en una sociedad ubicada en México.

Al rojo vivo
Ferreras siempre se ha mostrado a favor de la izquierda política, algo que le ha supuesto muchas críticas

Claman contra las vacaciones de Ferreras

Ahora, después de salir a la luz todo lo relacionado con Unidas Podemos, las redes sociales han cargado contra Antonio García Ferreras, pidiéndole que regrese de sus vacaciones para informar sobre lo sucedido. Sin embargo, esto no ocurrirá, puesto que se trata de Unidas Podemos, algo que no sería así de tratarse del Partido Popular.

Una situación que enfada, y mucho, a los espectadores de Al rojo vivo, quienes han comenzado a cansarse de la imparcialidad de Ferreras en La Sexta. Y es que la labor del presentador como periodista debe ser informar con objetividad, algo que nunca ha logrado, puesto que no utiliza la misma vara de medir para uno u otro partido.

RM 27-04, reloj de Rafa Nadal en Roland Garros 2020