Estrella apagada del FC Barcelona se compromete con la Juventus de Turín

La Juventus aprovecha el momento y se hace al menos de palabra con la ficha de Samuel Umtiti, central suplente del FC Barcelona

No es fácil de aceptar, al menos para un jugador con los pergaminos de Samuel Umtiti su suplencia en el FC Barcelona a manos del jugador que llegara como rueda de auxilio tras su lesión. Por esto y entendiendo la posición del club de cara a este mercado de pases, el campeón del mundo le ha dado el sí al campeón italiano que además posee como bandera a Cristiano Ronaldo.

A cambio de 70 millones de euros, la velocidad, fuerza física, explosividad y solvencia tanto por arriba como por abajo, estarán al servicio de un equipo que sigue apuntando a la gloria continental, aspecto que ha quedado en deuda tras los fracasos marcados de los últimos años y en la retina de los millones de seguidores del gigante italiano.

Nómina FC Barcelona

Todo responde a la necesidad del jugador mismo, que tras haber superado la importante lesión que sufrió, se siente con las fuerzas y las ganas de regresar a la órbita internacional justo como lo hace en su selección, donde parte incluso por encima de su rival de turno, Clement Lenglet.

Cristiano será ahora el aliado de un decepcionado amigo de Messi

Sin embargo, si hay algo que no ha sido mencionado y que ha marcado en gran medida la pauta del crucial momento de Umtiti ha sido la poca relevancia que ha dado Messi a su buen trabajo, ya que se esperaba que interfiriera más por la importancia directa que posee tanto dentro como fuera del campo.

A Umtiti lo han dejado solo, y eso sumado al elevado rendimiento de Lenglet, no le han dejado más alternativas que buscar una salida grande, aprovechando que aún es joven y tiene demasiado cartel como para seguir soñando con alcanzar sus objetivos. De hecho, 70 kilos por un central es una cifra abismal, y todo esto es debido a su enorme capacidad y estatus que maneja y que ahora le dan gran resultado al Barça.

Samuel Umtiti / Agencias

Una nueva era estará por escribirse. La bendición de ser el actual campeón del mundo con la selección de Francia le mantienen la fe intacta, y sin dudas el salto no será para restar sino para sumar, pues llega a un club con tantas aspiraciones como el mismo FC Barcelona. Buen futuro Samuel.

© Copyright 2019 GOL digital ·