First Dates descubre la gran mentira de Óscar para ligar

El comensal tiró de una que otra mentira para impresionar

Todos aquellos que deciden visitar First Dates lo hacen bajo un solo objetivo, tener éxito en la cita, para ello utilizan estrategias y tácticas, la de Óscar son las mentiras. El camarero madrileño dijo estar de cumpleaños aunque no sabemos si era cierto. “Me hacía mucha ilusión el poder celebrarlo aquí. Era algo que llevaba semanas pensando y cuando me dieron la oportunidad, fue el mejor regalo que me podían haber hecho” comento él.

Su cita fue Mary, una zaragozana de 22 años quien reconoció que tuvo una adolescencia un tanto difícil por varios traumas de la niñez. Sin embargo dice que es una luchadora puesto que no se dejó amedrentar y los superó. “En mi adolescencia viví una etapa en la que no fui muy feliz por mi baja autoestima. Era una persona rellenita y eso lo utilizaban para reírse de mí”.

First Dates Óscar
Óscar dijo estar cumpliendo años y los quiso celebrar en First Dates, ¿Habrá sido cierto?

Óscar justifica sus mentiras por que reconoce que su cita de First Dates le ha llamado la atención

El camarero y comensal utilizó su truco de mentir como método de conquista pues dice que Mary le ha llamado la atención y sería lamentable no tener éxito con ella. “Es una chica bastante alta, y es algo que me gusta mucho. Luego también tenía unos ojos muy bonitos. Desde el primer momento es una chica que me ha llamado la atención” ha dicho Óscar.

Una vez en la mesa, la zaragozana le comentó al chico que le gustaba aprender cosas nuevas, entre ello los museos, los documentales, y cosas así. El comensal dijo, “A mí también me encantan los museos, me gusta porque es un plan que no coincido mucho con mis amigos”. Aunque luego admitió ante cámaras que no era cierto. “La verdad es que, lo de que me gustan los museos ha sido un poco para tirarme el pegote porque, bueno, quería salir un poco del paso, quería intentar quedar bien”.

¿Funcionó la táctica de Óscar en First Dates?

La cita ha ido bien para los dos comensales puesto que nos dimos cuenta que rieron, compartieron, y se sintieron muy a gusto. Sin embargo, la decisión final de la chica no reflejaba ello. Óscar fue quien empezó tomando su determinación, y como era de esperarse aceptó que le gustó mucho su cita y que le gustaría tener una segunda.

El turno fue para Mary, quien aceptó que se lo pasó bien pero negó tener una segunda salida con Óscar. ¿Acaso la chica se dio cuenta de las mentiras del madrileño? No podríamos saber con exactitud pues esa no fue la razón de la chica. La comensal afirmó que no quería volver a quedar con él por que vive en Madrid y ella en Zaragoza.

Iker Jiménez