Fusión con Caixabank deja a los clientes de Bankia sin Bizum

Los clientes viven unos días especialmente convulsos

La fusión de Bankia y Caixabank tiene daños colaterales en los clientes como el uso del Bizum. Con noviembre ya empezado, se acercan días muy difíciles para los clientes. Y es que todo este tipo de macrooperaciones entre empresas, al final a quienes más perjudica es a los propios clientes.

De entrada, en los últimos días, el caos se ha apoderado de los cajeros automáticos. La migración de los sistemas informáticos ha hecho que, por ejemplo, en los cajeros de Bankia hayan desaparecido un montón de funciones. Sacar dinero sin tarjeta, mediante un cógido generado por SMS a través de la APP de Bankia, quedó suprimido.

Bizum Bankia
La fusión de Caixabank deja a clientes de Bankia sin Bizum

Caos en la fusión de Caixabank

Muchos clientes, que acostumbran a utilizar el contact less para no introducir las tarjetas de crédito en los cajeros, tampoco pudieron operar con ellos. Pero lo peor está por venir. Porque se estima que en los próximos días, los clientes de Bankia se queden sin Bizum.

Podemos afirmar que los antiguos clientes de Bankia son los más perjudicados. Porque el que lleva la voz cantante en la fusión es Caixabank. De esta forma, la app de Bankia desaparece, así como el sistema infomático que imperaba en los cajeros automáticos de las diferentes sucursales.

Los clientes de Bankia sin bizum todo un fin de semana

Con la migración tanto del sistema operativo como de la app, los clientes de Bankia perderán por el camino bastantes funciones entre las que destaca el Bizum. ¿Se imaginan ahora vivir sin Bizum o sin pagar con el móvil? Pues a los clientes antiguos de Bankia les va a suceder.

No se sabe lo que tardará, pero el día 12 de noviembre está estipulado como el “gran día” en la fusión. La app de Bankia desaparecerá ese día y todos los clientes deberán migrar a CaixaBankNow. Desde ese viernes 12 a las 15:00, el servicio de Bizum dejará de estar operativo para los antiguos cliente de Bankia. Se estima que el servicio pueda estar disponible en unas 48 horas.

Paula Echevarría Lefties