Es noticia:

Cómo puede presionar el Athletic para bajar el sueldo de Iñaki Williams

El alto salario del mayor de los hermanos constituye un quebradero de cabeza para Jon Uriarte

El sueldo de Iñaki Williams es de otra época. El presidente del Athletic, desde su llegada, ya avisó que iba a terminar con estas prácticas de contratos largos y salarios desorbitados sin mediar objetivos. No es asumible un salario de Champions League sin acceder ni siquiera a UEFA en las últimas cinco temporadas.

En este sentido, existen dos posibles vías de solución. La primera y más urgente es la que va a tratar de plantear Jon Uriarte al jugador. El presidente le va a ofrecer mantener ese contrato, hasta 2028, si acepta una rebaja salarial en torno al 35 por ciento. A día de hoy Iñaki percibe 7 millones anuales, lo que supone un calvario para las maltrechas arcas del Athletic.

Iñaki Williams
Iñaki Williams en un lance del partido frente al Elche

El agujero es de 20 millones

Las cuentas son sencillas. O se facturan 20 millones más o se deben reducir los gastos. Las posibilidades de aumentar los ingresos se cimentan sobre todo en lo deportivo. Si el Athletic se clasifica con regularidad para disputar competición europea será mucho más sencillo alcanzar la estabilidad perdida tras la pandemia y tras los últimos 5 años sin pisar Europa.

Lo que busca el presidente del Athletic, además de equilibrar las cuentas, es que nadie se conforme. Un contrato como el de Iñaki Williams, que tiene firmado hasta 2028 con un sueldo de 7 millones, no es serio. Pero llegados a este punto, ¿cómo puede presionar el presidente del Athletic?

Cómo bajar el sueldo de Iñaki Williams

Realmente el Athletic lo que busca es que Iñaki Williams acomode su sueldo a la situación del club. Sin embargo, si eso no se produce, Jon Uriarte podría plantearse bajar la cláusula de Iñaki hasta los 30 millones, con el fin de asegurar un precio asequible para los clubes de la Premier League. Actualmente está fijada su liberación en 135 millones de euros.

La amenaza de una posible venta seguro que contribuye a que el futbolista se ponga las pilas. Además, sobre la mesa, se encuentra también la ampliación de contrato de su hermano Nico. Algo que el Athletic jamás abordará mientras no tenga solucionado el problema con Iñaki.

Villalibre precio