Es noticia:

Iago Aspas responsable de la hecatombe del Celta

La temporada del Celta está siendo desastrosa a todos los niveles y Iago Aspas es uno de los máximos responsables de los malos resultados del equipo

Después de una década en la que ha sido, con diferencia, uno de los mejores delanteros del fútbol español, Iago Aspas está teniendo una temporada para olvidar en el Celta. Si bien es cierto que ya el pasado año el equipo tuvo serias complicaciones en liga, su nivel individual fue realmente bueno. Pero esta temporada no está siendo así, pues sus cifras anotadoras no están siendo como en el pasado.

El empate cosechado ante el Cádiz CF, que jugó más de una hora con un hombre menos, ha terminado de agotar la paciencia de la afición celeste. Una afición que lleva semanas señalando culpables, entre los que destacan nombres como Rafa Benítez o Luis Campos. Pero también Iago Aspas, quien no está consiguiendo elevar el nivel del Celta.

Iago Aspas baja el nivel en el Celta
Iago Aspas no está acertado de cara a gol esta temporada

Iago Aspas, víctima de su alto nivel en el Celta

Lo cierto es que, si bien es cierto que sus cifras no están siendo las de anteriores temporadas, Iago Aspas está siendo víctima de él mismo. Su nivel durante las últimas temporadas ha sido tan alto que la afición daba por hecho que esta temporada también iba a ser determinante. Pero lo cierto es que es un jugador de 36 años que pronto debe comenzar su declive.

Este declive, posiblemente, ya ha comenzado. O al menos así lo demuestran sus cifras anotadoras en liga, pues solo suma un gol en quince partidos. Hay que retroceder mucho en el tiempo para ver cifras anotadoras tan pobres en el delantero, pues siempre nos ha acostumbrado a un muy alto nivel. Tanto es así que en el pasado Iago Aspas fue relacionado con el Real Madrid.

El partido ante el Cádiz CF colma la paciencia de la afición

Como hemos comentado, la paciencia de la afición del Celta ya se ha agotado. Los principales señalados son Rafa Benítez y Luis Campos, quienes pronto podrían sufrir las consecuencias en forma de despido. La gota que ha colmado el vaso ha sido el partido ante el Cádiz CF, en el que el equipo fue incapaz de lograr los tres puntos pese a jugar como local y con un hombre más durante una hora.

Una vez más, el partido estuvo marcado por la actuación arbitral, ya que Gil Manzano perjudicó gravemente al Cádiz CF con una expulsión injusta. Pero ni con todo a favor el equipo de Rafa Benítez consiguió los tres puntos. Es por eso que, siendo un partido trascendental por la permanencia, la afición ha dicho basta. Y pronto la directiva del Celta se verá obligada a tomar cartas en el asunto.

Rafinha Celta