Futbolistas de ultraderecha

En los diferentes equipos de fútbol encontramos algunos ejemplos de deportistas que apoyan la ideología fascista

Aunque no es muy habitual que un jugador realice un saludo o lleve una bandera representativa de una ideología fascista, debemos tener en cuenta que el fútbol no es ajeno a estas tendencias y que en ciertas ocasiones, si se ha producido el caso de futbolistas de ultraderecha. Son muchos lo jugadores que se han posicionado a favor del fascismo, a pesar de lo que ello puede implicar.

Los últimos acontecimientos producidos, como el asalto al Capitolio en Estados Unidos, han hecho que este tema vuelva a salir a la luz. Muchos jugadores conocidos se encuentran en el punto de mira por haber mostrado algún tipo de posicionamiento hacia la ultraderecha. A continuación, haremos un repaso de los jugadores que se han posicionado en los últimos tiempos.

futbolistas ultraderecha
Gianluigi Buffon se posicionó con la ideología ultraderecha

Ander Herrera, el jugador que vota a VOX

En el caso del futbolista centrocampista que juega actualmente en el París Saint-Germain Football Club Ander Herrera se ha destapó en las redes sociales con su intención de votar a VOX en las Elecciones que se celebraron el pasado 28 de abril. Al menos así lo han interpretado cientos de seguidores del Athletic, que no han podido comentar en un extenso debate de Twwitter que el centrocampista del Manchester, en ese momento, comenzaba a seguir al partido de Santi Abascal en sus redes sociales.

Buffon y Cannavaro claramente posicionados

Entre algunos de los jugadores que se han posicionado a favor del fascismo, destacamos el gran portero italiano, considerado por muchos como el mejor guardameta del mundo, Gianluigi Buffon ha sido relacionado con el fascismo por varios guiños del jugador de este perfil político, aunque él ha renegado de dicho pensamiento. En el año 2000, cuando jugaba en el Parma, decidió llevar el dorsal 88, número relacionado con Hitler, y posteriormente enseño un lema mussoliniano :  “Boia chi molla” (“A la guillotina el que se rinda”).

Un compañero de Buffon también guarda ciertas ideas fascistas. Hablamos de el ex-capitán de la selección italiana y ex-jugador de Juventus y Real Madrid Paolo Cannavaro, que ha mostrado en varias ocasiones su simpatía por dicha corriente política. En una ocasión, no dudó en ondear una bandera italiana de la época fascista y como vemos en la imagen realizó el saludo a la grada madridista.

Paolo Di Canio seguramente de los futbolistas más marcadamente de ultraderecha

“Soy fascista, pero no racista. Hago el saludo romano para saludar a mis aficionados y a los que comparten mis ideas. Este brazo tendido no quiere nunca ser una incitación a la violencia y menos al odio racial” declaró Paolo Di Canio tras recibir una multa de 10.000 euros del Comité de Disciplina y un partido de suspensión, ya que era reincidente por realizar el mismo saludo en un partido ante la Roma.

Giorgios Katidis y Pavel Horvarth amantes del saludo fascista

El jugador griego, Giorgios Katidis, realizó el saludo fascista tras anotar el gol de la victoria de su equipo ante el Veria. El futbolista reconoció en Twitter que no conocía el significado del gesto tras ver la repercusión que tuvo su acto. Por su parte, el checo Pavel Horvarthrecibió una multa de 7.250 euros tras realizar en un partido de liga el saludo fascista a los aficionados rivales tras el lanzamiento de petardos por parte de los mismos.

Las chicas de la selección americana pasaron a la historia en 2011

El conjunto femenino de fútbol de Estados Unidos realizó en el Mundial de Alemania de 2011 uno de los gestos más polémicos de la historia del balompié. Las once jugadoras hicieron el saludo fascista a la grada alemana donde se encontraban soldados americanos.

Mark Bosnich, Josip Simunic, otros futbolistas que simpatizan con la ultraderecha

El portero australiano, Mark Bosnich, hizo el polémico gesto a la grada donde se encontraban los aficionados del Tottenham cuando jugaba en el Aston Villa. Tras lo ocurrido, recibió una multa de 1.000 libras a pesar de la carta de disculpas que publicó posteriormente. Otro de los casos referentes a futbolistas de ultraderecha, fue un grito en favor de los nazis de Josip Simunic después de que su selección (Croacia) se clasificara para el Mundial, le ha acarreado una dura sanción de 10 partidos que le deja sin la Copa del Mundo. Con la mano levantada, el defensa croata exclamó tres veces “Za dom”, un conocido grito de guerra nazi.

futbolistas ultraderecha
El polémico gesto de Mark Bosnich

Salva Ballesta, el patriota español por excelencia

Quizás el caso más conocido del fútbol español, además de celebrar sus goles con un gesto militar, llevaba en sus botas una bandera de España con la frase “Arriba España”. El futbolista declaró que si su país le llamaba iría a luchar a la guerra de Irak y muestra admiración por García Morato, aviador militar español del bando franquista durante la Guerra Civil, y Hans Rudel, piloto alemán durante la Segunda Guerra Mundial. Entre muchas de sus estupideces, está la expulsión en El Sadar, donde se giró a la grada y les dedicó un “Viva España hijos de puta”.

Javier Aritmendi recordaba a Franco al marcar goles

Una celebración con la bandera franquista en un partido de las categoría inferiores de la selección y un saludo fascista tras un gol con el deportivo dejaron en evidencia al delantero Javier Arizmendi. A diferencia del resto en esta lista siempre ha sido muy comedido y respetuoso en sus declaraciones. Un diario madrileño aseguró que la imagen con la bandera del águila fue un error, pero no está tan claro que fuera involuntaria.

Javi Martínez