Ander Iturraspe defiende a su entrenador “a capa y espada”