Javier pone del revés First Dates con sus opiniones sexuales

El comensal tiene los pies sobre la tierra en cuanto a temas íntimos se trata

Las puertas del restaurante más famoso de la televisión abrieron para recibir a una nueva pareja de comensales, dispuestos a encontrar el amor en First Dates, en esta ocasión, Javier y Carlota. El primero en arribar al famoso sitio de citas, fue el chico de 24 años, el cual se presentó como una persona sensata en cuanto a temas sexuales se trata.

“El sexo es una guarrería y un esfuerzo, aunque entiendo que a la gente le guste. Si quieres sudar y que otra persona te sude encima, si quieres fluidos corporales y cosas, vete al gimnasio” desveló el estadista, que continuó comentando su prospecto de chica. “Vengo buscando una chica divertida porque me considero, quitando a Chiquito, que en paz descanse, de las personas más graciosas que conozco. Soy el más gracioso de todos mis amigos”.

First Dates Javier
La conexión entre Carlota y Javier fue evidente en todo momento de la cita.

Carlota llegó pisando fuerte y cautivó a Javier desde el primer momento que se vieron en First Dates

La oriunda de Zaragoza llegó al restaurante de Cuatro, mostrando su arrolladora personalidad y se presentó como una chica muy carismática. ” Mis amigas me dicen que ligo muchísimo porque llamo la atención, pero si coges a las criaturas que ligan conmigo… y entre bohemios, intensitos… es gente muy pesada y no encuentro a nadie normal”.

En su primera impresión, los dos comensales congeniaron muy bien, y su química empezó a salir de flote. Las risas no faltaron encada conversación que entablaban y eso decía mucho de cuanto conectaron. La chica se sintió tan en confianza, que le reveló detalles de su faceta pasada a Javier. “Fui emo tacona, pero ahora soy un poco gótica culona he evolucionado con los años”.

Un detalle casi arruina la cita entre Javier y Carlota en First Dates

El chico se sentía muy a gusto con la compañía de Carlota y todo era color de rosa, sin embargo hubo un detalle que no le gustó mucho a Javier. En medio de la cena la comensal olvidó el nombre del chico, y este puso cara de sorpresa. Sin embargo le pudo más su tolerancia y la cita prosiguió con tranquilidad.

Carlota le seguía comentando detalles como “Me sé maquillar bien y tengo sentido del ridículo, cosas que pasan con la edad y te enseñan en la Universidad del Opus”. En el momento de la decisión final, Javier quiso tomar la iniciativa y develó que quería una segunda cita pues afirmó. “Me lo he pasado muy bien y es una persona muy divertida”. La comensal coincidió con el chico pues “Me he reído mucho con él”.

Juanma Castaño Masterchef