Joaquín Prat monta en cólera en Cuatro al Día por ausencia de ética juvenil

El presentador de Mediaset reprime duramente a los que decidieron hacer botellón en vez de deporte

A raíz del alivio del confinamiento que se puso en marcha el pasado día 2 de mayo, entrando de lleno en el fin de semana, fueron muchos los jóvenes de la capital que hicieron suyas las normas y reglas, haciendo caso omiso a los consejos del Gobierno; tanto es así que Madrid localizó unos 70 botellones.

Esta posibilidad de salir a dar paseos de una hora y hacer deporte individual, siempre marcados por las franjas estipuladas, fue el aprovechamiento de estos jóvenes, y quienes ante ello, han sido muy duros críticos, como es el caso del periodista y presentador de ‘Cuatro al Día’, Joaquín Prat, quien lo tiene claro: “ser tonto debería sancionarse”.

Quien se ha mostrado visiblemente enfadado y muy preciso en el programa de las tardes de la cadena de Cuatro, ‘Cuatro al día’ con las personas incívicas que se saltaron el confinamiento: “La mayoría de los ciudadanos son los héroes del confinamiento, pero estos son tontos. Y ser tonto debería ser sancionable», ha dicho rotundo.

Para continuar manteniendo la línea de que no se debería jugar con “riesgos de este calibre“. Uno de esos botellones es el que tuvo lugar en el barrio de Malasaña, donde la gente improvisó fiestas, un botellón al aire libre. bailando, cantando… con el agravante de que no se respetaba el distanciamiento social.

A lo que prosiguió para finalizar: “En UCI, solo aquí en Madrid, se contaron hasta 40.000 contagiados, algunos hasta 50 días… y estos tontos dando botes en la calle“, quien preguntó a José María Benito, inspector de Policía, para desvelar las multas: “En principio sería una sanción de 900 euros, 300 por consumir y otros 600 por saltarse el confinamiento”, cerró.

¿Quieres compartir la noticia?
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on facebook
Ultimas noticias en Elgodigital
El sencillo truco para saltarse la suscripción de los diarios digitales
Tertuliano de El Chiringuito no puede más y pide baja por depresión
La táctica de desgaste del RC Celta para fichar por fin a Rafinha