Jordi Roura: “Hay que tener la cabeza tranquila y sin perder los papeles en ningún momento”