Los 7 fichajes del Granada CF para convencer al nuevo entrenador

Una idea sólida que busca sea el detonante de elección del nuevo estratega para asumir en el club rojiblanco en esta oportunidad sin competición europea

Las necesidades de unos no hacen referencia siempre a la de los demás, y eso es precisamente lo que sucede en este instante en equipos como Granada, que a menor margen de inversión taza sus opciones en el mercado. Ese termina siendo un flagelo que se ve contrastado con lo que es la revisión general. Ellos, están obligados a emitir ciertos fichajes y ya tienen al menos 7 en carpeta.

Estos fichajes necesitan pasar la aprobación del nuevo entrenador, pero esperan que sean lo suficientemente atractivos como para al menos enfocar todo hacía ese sitio. De la lista emitida, estos son lo nombres que más eco han hecho: Edgar Badía, Masip, Dimitrevski, Munir, Cucho, Tomás Pina y Luís Rioja. Cada uno en su posición es importante, de manera que no hay tiempo para más.

Granada 2022
Los jugadores del Granada CF celebran un gol

Del éxito de los 7 fichajes depende en gran medida la aceptación del nuevo entrenador en Granada

Tan evidente como eso, todo entrenador que haya sido vinculado no va a tomar las riendas del club sin antes tener soportes. Estos se los dan los grandes jugadores, a no ser que logre gestar un proyecto a tiempo completo como ha hecho Diego Martínez con grandes resultados expuestos.

Y la lista tiene de todo, todas las posiciones cubiertas esperando saltar al campo de la materialización para seguir sumando condimentos. Granada si bien ha terminado fuera de toda competencia europea, se ha ido consolidando como equipo de respeto, que esta temporada llegó hasta cuartos de final de la Europa League, y ajustó una que otra sorpresa en el margen de la regularidad.

José Luis Mendilibar parece ya listo para asumir

Para todo ello la junta directiva ha tomado la decisión de imponer a José Luis Mendilibar. Haber caído con la SD Eibar a segunda división le ha permitido liberarse del contrato y en este instante está libre. El descenso de su equipo no se le puede atribuir a su trabajo, que llegó en un momento denso e inclusive les tuvo peleando por clausurar lo que no tenía reversa.

Le han visto de todo, desde su experiencia, sus sistemas de trabajo y la filosofía muy marcada a lo que es Granada como club. Un claro expositor del 4-4-2, con despliegue y dinámica tal cual como ha hecho Granada en todo este tiempo. Las conversaciones van muy adelantadas y se cree que este mes de junio pueda darse la buena nueva. Lo veremos.

Valencia nuevo entrenador