Los mejores defensas centrales …y duros

Estrellas aparte, los mejores defensas centrales suelen ser los jefes de un equipo de fútbol y más en un Mundial. Generalmente son los futbolistas con más carácter del equipo. Muchas veces incluso son los capitanes. Los que en un momento crucial se echan el equipo a la espalda con un testarazo a la salida de un córner o que juegan un partido vital a pesar de estar lesionados. Los que dan esa arenga al grupo en un momento de debilidad, los que se sienten libres para gritar a un compañero que comete un error…

El Mundial de Rusia 2018 arranca en menos de 3 meses y allí tendremos la oportunidad de ver a los defensas centrales más carismáticos del planeta fútbol. A lo largo de los años, muchos que jugaban en esa posición han pasado a la historia de los mundiales. Baresi, Maldini, Costacurta, Puyol, Blanc, Cannavaro, Stam, Beckenbauer… Seguro que te suenan.

Sin ir más lejos, en los dos últimos mundiales nos acordaremos del gol de Carles Puyol en Sudáfrica 2010 que permitía a España disputar la primera final de su historia. O del remate de Hummels que consintió a Alemania alcanzar las semifinales en Brasil 2014… Centrales convertidos en delanteros cuando el equipo más lo necesitaba. El propósito de este artículo es repasar los principales puntales defensivos que acudirán a la cita que arranca el próximo 14 de junio en Moscú, cuando eche a rodar el balón en el encuentro que medirá a las selecciones de Rusia, la anfitriona, frente a Arabia Saudí.

Diego Godín (Uruguay)

Sin lugar a dudas uno de los mejores centrales del mundo. Como buen uruguayo, Diego Godín tiende a dejarse hasta el último gramo de fuerza en el terreno de juego. Sus principales virtudes, además de la inmensa competitividad, son la concentración y la contundencia. Si yo fuera delantero, jamás me gustaría tener como marcador al líder de la zaga del Atlético de Madrid.

Diego Godín / Agencias

Es famosa también, su increíble facilidad para ganar cualquier balón aéreo, ya sea en defensa, donde es expeditivo, o en ataque, no siendo nada extraño verle anotar goles en cualquier jugada de estrategia. Junto a José María Giménez forma una de las mejores parejas de centrales que se pueden ver. Seguro que llegarán muy lejos en este Mundial de Rusia.

Samuel Umtiti (Francia)

Si hubiera que apostar dinero para dirimir el mejor central del Mundial de Rusia 2018, yo es muy posible que me decante por Samuel Umtiti. Cuando llegó al FC Barcelona hace un par de años nadie lo conocía. Realizó buenos encuentros en la Euro 2016, pero no le valieron para ser titular en su estreno en el Camp Nou, donde permaneció un año como tercer central, a la sombra de Javier Mascherano.

Samuel Umtiti / Agencias

En su segunda campaña de azulgrana se ha ganado el puesto gracias a su buen hacer. Sus virtudes son la anticipación, la velocidad y la capacidad para salir con el balón jugando como si un mediocentro se tratara. Lo tiene todo para ser el mejor defensa del mundo en pocos años. En Francia forma con Raphael Varane una de las parejas de centrales más rápidas del mundo.

Mats Hummels (Alemania)

Su condición de indiscutible tanto en la selección campeona del mundo como en el Bayern de Múnich, habla a las claras del nivel de Mats Hummels. Un central que reúne las virtudes principales que siempre han tenido los centrales alemanes: contundencia y concentración. Pero que combina con una destreza con el balón en los pies que le permite un desplazamiento largo más digno de un ‘trequartista’. Son muy habituales las diagonales de Hummels buscando directamente a los delanteros.

Mats Hummels / Agencias

Aquí se da un caso especial. Tres de los cuatro defensas del Bayern, son también los titulares de la Mannschaft, por lo que el estar tan acostumbrados a jugar juntos les permite rendir a un nivel muy alto. Por si fuera poco, los 191 centímetros de altura, unidos a la precisión de Toni Kroos a balón parado, otorga a Hummels una peligrosidad en las jugadas de estrategia muy a tener en cuenta. Si las lesiones le respetan, está entre los 3 mejores.

Gerard Piqué (España)

Al margen de sus lío extra deportivos, no hay dudas sobre el nivel futbolístico real de Gerard Piqué. Desde el añorado Mundial de Sudáfrica 2010, es un fijo en los esquemas de una de las favoritas al título, la Selección Española. Un central ‘made in’ Barça, con gran calidad técnica, capaz de sumarse al ataque y de rematar como un reputado delantero.

Gerard Piqué / Agencias

Pero cuando hay que bajar al barro también se remanga. Junto a Sergio Ramos forman seguramente la mejor dupla de centrales del mundo. Su punto débil es la concentración, con despistes de bulto de vez en cuando. Pero en una cita con el nivel de exigencia de un Mundial, seguro que veremos al mejor Gerard Piqué. El catalán dirá adiós a La Roja tras el torneo.

Marquinhos (Brasil)

Tras varios años viviendo a la sombra de Thiago Silva y David Luiz, por fin Marquinhos se ha consolidado como titular tanto en el París Saint Germain como en la selección de Brasil. Con apenas 23 años ya cuenta con una dilatada experiencia, por lo que se mueve con mucha soltura y autoridad.

Marquinhos / Agencias

Aunque ya estuvo en Brasil 2014, el de Rusia será su primera gran competición partiendo de titular. Un central rápido, con buena salida de balón y facilidad para encontrarse con el gol en jugadas a balón parado. Con el ex de Roma y Corinthians, el relevo de Thiago Silva está en buenas manos.

Yerri Mina (Colombia)

He aquí una de las promesas de este mundial. En Colombia es todo ídolo tras su reciente fichaje por el FC Barcelona. Sin embargo, las pocas oportunidades que ha tenido desde su llegada a Europa no nos han permitido conocer bien a Yerri Mina. Con la selección de su país es diferente. Es un fijo en la defensa y acostumbra a demostrar su poderoso juego aéreo.

Yerri Mina / Agencias

Juega al fútbol tal y como entiende la vida. Lo principal es sonreir y ser feliz, después ya viene todo lo demás. Veremos si en Rusia 2018 demuestra las razones que han llevado al Barça a hacerse con sus servicios. Desde luego planta le sobra, sus casi dos metros de estatura le convierten en un peligro permanente en jugadas a balón parado. Y si marca, a bailar…

Sergio Ramos (España)

Capitán del Real Madrid y de la Selección Española. Poco más que añadir. Su jerarquía es total. Es la viva imagen del equipo español, tanto dentro como fuera del campo. Cuando se pone el mono de trabajo es de lo mejor que hay en mundo. Junto a Piqué forman la pareja más controvertida del mundo del fútbol. Por un lado, en lo futbolístico, de lo mejorcito. Por el otro, las rencillas Madrid-Barça siempre están ahí.

Sergio Ramos / Agencias

Desde el mal sabor que dejó la pronta eliminación en Brasil, España y Sergio Ramos llegan en su mejor momento a la cita de Rusia 2018. Como capitán de La Roja, aspira a levantar el segundo entorchado español al cielo de Moscú. Equipo hay para lograrlo.

Héctor Moreno (México)

A Héctor Moreno le llega la cita de Rusia 2018 en plena madurez futbolística. A sus 30 años, tras un titubeante paso por la Roma, ha recalado en la Real Sociedad para volver a ser ese káiser de la defensa. Con México, es la prolongación de Rafa Márquez. Tanto en jerarquía defensiva como en la capitanía.

Héctor Moreno / Agencias

Un fijo en los esquemas de la ‘tricolor’, Héctor Moreno es contundente cuando se necesita serlo. Su poderío físico le permite tener una potencia de salto que le ha llevado a anotar bastantes goles de cabeza. Con la zurda de Guardado en los centros, es una de las armas más poderosas de México. Otro central a seguir en Rusia.

Otamendi (Argentina)

Hasta hace algo más de un año, simplemente se trataba de un central clásico argentino. Luchador, fuerte, poderoso en el juego aéreo y poco más. Sin embargo, tras la llegada de Pep Guardiola al banquillo del Manchester City, Otamendi se ha convertido en uno de los mejores centrales del mundo.

A sus características guerreras, Otamendi ha sumado una clarividencia descomunal a la hora de sacar el balón jugado. Cuando el conjunto inglés tiene la posesión se convierte en un centrocampista más, con un desplazamiento de balón tanto en corto como en largo, al alcance de muy pocos. Tras un año de éxitos en su club, las esperanzas depositadas en su selección no se quedan atrás.

Italia, la gran olvidada

Si hablamos de defensas centrales, lo primero que nos viene a la mente es Italia. Su eliminación en la repesca frente a Suecia impedirá ver en Rusia a 3 de los mejores centrales del mundo. Giorgio Chiellini, Andrea Barzagli y Leonardo Bonucci, la otra ‘BBC‘. Sin ellos, el Mundial se queda bastante descafeinado en cuanto a líderes anímicos se refiere. Tres auténticos mariscales.

© Copyright 2018 ⋆ GOL digital ⋆ ·