Luismi dinamita Masterchef 10 volviendo loco a Jordi Cruz

El aspirante se ha convertido en uno de los grandes protagonistas de la edición

La noche de Luismi en Masterchef 10 fue apoteósica. El aspirante fue el gran protagonista de principio a fin, regalando a los espectadores momentos inolvidables. Momentos que nunca se olvidarán en el talent culinario, pues nunca antes habíamos visto a un concursante de personalidad parecida. Un aspirante que es capaz de lo mejor y de lo peor, como ya ha demostrado en tantas ocasiones.

Esta situación está desconcertando a los jueces, quienes programa tras programa continúan flipando con Luismi. Pero también a los espectadores, que semana tras semana lo señala como uno de los favoritos para abandonar las cocinas. No obstante, siempre saca su mejor versión en la prueba de eliminación y se ha convertido en misión imposible que caiga en la prueba definitiva del programa.

Luismi Masterchef
Luismi sigue regalándonos grandes momentos en cocinas

Luismi desata la locura en Masterchef 10

Una de las pruebas habituales del talent culinario es la del robo. Ayer pudimos ver esta prueba, en la que los aspirantes tienen que quitar a uno de sus compañeros los productos que quieran de su bolsa. La noche de ayer en Masterchef 10 albergó esta prueba, la cual iba a dejarnos uno de los grandes momentos de la edición. Y es que Luismi sorprendió a todo el mundo al robarse a si mismo.

Pepe Rodríguez, Samantha Vallejo-Nágera y Jordi Cruz no podían creer lo que estaban viendo, pues nunca en la historia de Masterchef había pasado algo así. No obstante, Luismi aseguró que lo hizo para no molestar a sus compañeros. Pero el plan no le salió nada bien, pues fue elegido como uno de los peores de la prueba. Y en la prueba de exteriores no le fue mucho mejor, pues su equipo cayó con diferencia.

Misión imposible echar a Luismi de Masterchef 10

Claudia, Julia, Yannick y Luismi fueron los aspirantes que se jugaron su continuidad en Masterchef 10 después de caer en la prueba de exteriores. Como de costumbre, el favorito era Luismi, pues ha sido el que peor nivel ha mostrado a lo largo de estas siete semanas. Pero una semana más nos cayó la boca a todos, cocinando muy organizado y siendo uno de los mejores en una prueba de gran dificultad.

El propio Jordi Cruz, en su veredicto a Luismi, aseguró que era capaz de lo mejor y de lo peor, algo que nunca han visto, por lo que no saben que esperar de él. Sea como fuere, acabó salvándose una semana más y la expulsada fue Julia, quien no consiguió acertar con ninguna de las elaboraciones. De este modo, acabó abandonando las cocinas del talent culinario antes de lo que le hubiera gustado.

first dates Shayla