Máxima expectación en La que se avecina al desenmascarar al moroso

La serie de Amazon Prime Video ha revelado un gran secreto para todos sus fanáticos

Los seguidores de la serie de Amazon Prime Video, La que se avecina tuvieron que esperar 12 temporadas para resolver uno de los grandes misterios: la identidad del moroso de Mirador de Montepinar, que tanto protagonismo tuvo en los primeras entregas de la comedia. Además, se rindió homenaje al actor fallecido, Eduardo Gómez. 

Este moroso de Mirador de Montepinar es un personaje que tuvo especial protagonismo en las primeras cinco temporadas de la ficción. Este, ha vuelto a aparecer para descubrir quién es. En las primeras entregas, los vecinos intentaron averiguar la identidad del anterior inquilino del 2ºC, en el que actualmente vive Doña Fina.

La que se avecina moroso de Montepinar
La que se avecina al fin ha revelado la identidad del moroso de Montepinar

Los capítulos de la segunda temporada de La que se avecina ha resuelto la identidad del moroso

Desde entonces, no se había vuelto a saber de él, incluso llegaron a pensar que esta persona había muerto. Ya en el quinto episodio de la duodécima temporada emitido en Telecinco se supo que Fina era hermana de Germán Palomares. Esto se descubrió en una charla con Menchu, personaje interpretado por Loles León.

Después de que los vecinos recibieran más adelante la noticia de que el Gobierno había decidido expropiar su edificio para construir una carretera en la primera parte de la temporada. En la nueva, Enrique Pastor se entera de la verdadera naturaleza de esta acción: una venganza personal de Germán Palomares, por haberles quitado los tres millones de euros ganados en Lotería.

Las pistas de este suceso fueron en el quinto episodio de su última temporada

Más allá de que el Moroso hubiera conseguido ganar el juicio contra la peña que le estafó, recuperando así el premio. Sin embargo, decidió no compartir esta información con su hermana Fina, de tal forma que ella decide ponerse del lado de sus vecinos y amenazar con revelar sus chanchullos. Esto, si no consigue que paguen un precio razonable por la expropiación de Montepinar.

Finalmente consigue que así sea, de tal forma que Palomares reparte los tres millones de la lotería entre todos los vecinos, tocando 300.000 a cada propietario, permitiéndoles comprarse otra vivienda en el centro de la ciudad. Sin duda, una serie que se ha ganado miles de fanáticos gracias a su gran historia.

Bruja Escarlata