Messi explota tras el Leganés – FC Barcelona (fichaje cerrado)

El líder del equipo culé se ha referido una vez más a la falta de cohesión, y ha pedido con dureza a sus directivos un fichaje estrella

Un 1-2 no parece malo, pero el desarrollo en sí, es perverso. FC Barcelona ha tenido que darle vuelta al pizarrón este día sábado gracias a un mal comienzo. Ha podido revalidar su condición de líder, pero al precio más alto, al precio de haber sido juzgado por el mismísimo capitán y líder del barco, Leo Messi.

Desde que Xavi e Iniesta se fueron, Leo ha quedado solo. Genera más de los que sus compañeros embocan y eso le tiene muy molesto. Algunas veces con razón y dureza, el caso es que viene forzando a sus jefes por encontrar alternativas en el mercado que le permitan desarrollar su fútbol de manera más fluida al punto que las conexiones sean una constante.

Para ello ha pensado solo en un nombre: Lautaro Martínez. El delantero del Inter de Milán es uno de los valores mejor situados en el mercado actual, está volando en Italia y eso es un punto a favor. Ha dicho Messi, que le quiere a él, y ha dejado claro que no descansará hasta lograrlo. Pero será en verano, invierno parece muy pronto y la artillería está descargada.

La cláusula por la que el Barcelona se ilusiona con Lautaro Martínez

Muy bien, hasta acá una hecatombe total, pero tal parece Bartomeu ha hallado la solución. Lautaro tiene una cláusula de 111 millones de euros, valores asumibles por una joya de su calibre, un jugador que ha destapado más pronto de lo esperado, y con unos números encantadores. Además, se ha mojado al decir que le gustaría jugar junto a Messi, y no es propiamente en la selección argentina.

El tema es que ese precio solo estará vigente por 15 días en el mes de junio, momento en el que esperan hacerse con la chance que necesitan. Para pelear con los montruos que le persiguen al FC Barcelona le hace falta más que pasta en sus cuentas bancarias. Messi promete hacer su parte, pero de que le encuentra un remplazo de quilates a Luis Suárez que hoy volvió a marcar, lo encuentra. Esa es la consigna.

Total, no es que todo esto sea un tema de momento, pero vaya que si ha servido este despertador que ha sido el juego en Leganés. Barcelona sigue mostrándose débil, y su entrenador parece cada día sin argumentos para dar revulsivos. Se vienen los grandes retos, y el equipo necesita estar a punto al menos desde lo mental.

¿Quieres compartir la noticia?
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on facebook
Ultimas noticias en Elgodigital