Mourinho ignora por completo a sus jugadores tras la final de Copa