Nadie se cree la estrategia de Rakitic (el FC Barcelona vendido)

Comienza a hablarse de caso Rakitic en el FC Barcelona

Iván Rakitic siempre ha sido un deportista ejemplar. Se ha limitado a trabajar, a hacer vestuario, no se le recuerda un mal gesto o una mala actitud. Hay que reconocer que, hasta ahora, siempre ha sido estrella allá por donde ha ido y siempre jugaba, por lo que tampoco tenía motivos para alzar la voz o presentar quejas.

Sin embargo, este verano el croata terminó profundamente enfadado. Día sí y día también aparecía el nombre de Rakitic en la operación salida, como moneda de cambio de innumerables fichajes. Si en veranos pasados se llegó a insinuar con pagar su cláusula, de 125 millones, este año ya simplemente era la llave para intentar traer a Neymar.

Rakitic

Finalmente Rakitic se quedó, pero había cambiado algo. El FC Barcelona lo había tratado mal y, para colmo de males, la llegada de Frenkie de Jong le ha sacado del once de Ernesto Valverde. Pues con todo, la actitud del croata sigue siendo ejemplar. Se dedica a entrenar igual que siempre, esperando una oportunidad que sabe que no va a llegar.

Una actitud que choca

En el FC Barcelona tratan de analizar la actitud de Iván Rakitic. En un club acostumbrado a que haya gallitos en el vestuario, a que los que no juegan alcen la voz en señal de protesta. Rakitic no es de esos. El croata sigue siendo amable con sus compañeros, acudiendo con la misma ilusión a entrenar y dejándose el alma si tiene 5 minutos en un partido.

Se empieza a sospechar que se trata de una estrategia del propio Rakitic para lograr su salida sin encontrarse demasiadas trabas. Un falso semblante que no esconde su profundo malestar con un FC Barcelona que ha hecho las cosas muy mal con uno de los jugadores más importantes de los últimos años en el conjunto azulgrana.

Rakitic mosqueado con la posible llegada de Pogba
Rakitic

Un Rakitic que siempre ha rendido en los choques importantes, con goles ante el Real Madrid o como el que abrió la lata en la final de la Champions de Berlín, en 2015, cuando se ganó a la Juventus de Turín. De ahí que se quiera vengar de una forma silenciosa, para forzar su salida a un precio ínfimo.

Rakitic cada vez más cerca del Sevilla

Al ritmo que va el mercado, es evidente que Iván Rakitic se ha devaluado por completo en los últimos meses. Porque a pesar de su actitud educada y respetable, nadie obvia que Valverde ya no cuenta con Rakitic ni como primera ni como segunda opción. Está por detrás de Arthur, de Frenkie De Jong e incluso de Arturo Vidal.

Y eso, con los precios que se manejan hoy en día, hace que se reduzca mucho la cuantía de su fichaje. Un Rakitic que quiere volver al Sevilla FC, pero que sabe que para eso tiene que salir a un precio muy limitado o e incluso con la carta de libertad bajo el brazo. Y en esas está el croata, dejando al FC Barcelona totalmente vendido.

Es cierto que en los últimos días ha sonado para el Atlético de Madrid o el Inter de Milán, pero salvo que la propuesta sea muy generosa, Rakitic solo piensa en volver con su familia a su Sevilla de siempre. Donde sigue siendo ovacionado cada vez que visita el Pizjuán. Donde todavía puede ofrecer 2 o 3 años de muchos quilates.

¿Quieres compartir la noticia?
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on facebook
Ultimas noticias en Elgodigital
Horóscopo hoy miércoles 23 de septiembre de 2020: amor, trabajo y salud
Fichaje estelar del Getafe en la descomposición del Watford inglés
El Atlético apalabra fichajes de tronío para presionar al FC Barcelona