Neymar llegó de incógnito al hospital de Río para ser operado de amígdalas