El Deportivo mejora sus prestaciones pero sigue sin poder sumar de tres en tres

Es evidente que el Deportivo de la Coruña no ha comenzando bien la temporada. Ni los más agoreros del lugar podrían haber anticipado que tras disputarse 14 jornadas, el conjunto gallego iba a ser el colista de la Liga SmartBank. Pero la realidad es así y es muy dura, tras 1 única victoria en 14 partidos, con 6 derrotas ya en el casillero.

Sin embargo, la llegada de Luis César Sampedro ha abierto un foco de esperanza en la afición deportivista. Es cierto que todavía no se refleja en resultados, con 2 derrotas y dos empates en cuatro jornadas. Sin embargo, ante el Racing de Santander y el Fuenlabrada, se vio un cambio de dinámica.

Peru

La principal novedad fue, por fin, dar con la tecla para convertir al Depor en un equipo sólido. Los equipos se construyen desde atrás. En Segunda División de poco sirve tener talento si no se defiende como un equipo. Porque la igualdad es máxima y los rivales saben penalizar a la perfección cada error cometido.

Nolaskoain no es suficiente

La clave ha sido Peru Nolaskoain. El futbolista es una de las perlas de Lezama en donde el Athletic tiene depositadas más esperanzas. Un futbolista que ha demostrado en su trayectoria adaptarse igual de bien al centro de la defensa que al mediocampo. La principal diferencia es que Anquela lo veía de central y Luis César de pivote.

Gaku Shibasaki supuso un fichaje estelar en verano. Sin embargo, el japonés es muy blando y hace del centro del campo un coladero. El nipón ha sido el sacrificado para conformar un doble pivote con Bergantiños y Nolaskoain, que ya se vio en El Sardinero y en el Fernando Torres cómo se dota de mayor solidez a un equipo con muchísimo talento arriba.

Nolaskoain

Porque talento le sobra para hacer goles. Luis César eso lo sabía, de ahí que haya puesto el foco en frenar la sangría que era tremenda. Sin embargo, de momento no es suficiente. El Depor volvió a conceder los primeros minutos al rival y le costó un tanto en contra que luego solo se pudo igualar. Y sumando de a 1 no se sale de la zona peligrosa.