Operación fulminante de 50 kilos en el Real Madrid (OK de Zidane)

En los próximos días podría cerrarse la pieza faltante en el ataque merengue

El curso anterior dejó varias sorpresas, como la conquista del Valencia en la Copa del Rey, o la estrepitosa eliminación del FC Barcelona de la Champions ante Liverpool. Pero sin duda, hubo una que dejó enormes sensaciones pese al descalabro final, y fue la del Ajax de Ámsterdam. Los holandeses dieron cátedra de ser un equipo construido a pulso, con retazos de jugadores y con un trabajo perfecto por parte de Erik Ten Hag.

Y dentro de ese esquema que se alzó con los dos títulos más importantes del país, destacó sin duda un jugador, ese fue Hakim Ziyech. El marroquí de 26 años sorprendió por sus exquisitas cualidades en la banda derecha, sobre todo por su pegada, esa inteligencia para moverse por todas las zonas y el gol.

Zidane / EFE

Hoy en día el Real Madrid tiene fijada su mirada en él, entiende que es una alternativa a bajo costo y que por complicaciones dirigenciales no debería preocuparse. Son 50 kilos los que los separan, y esta cifra ya había sido pactada. El mismo jugador habría reclamado unas prioridades si esta temporada las expectativas se quedaban a mitad de camino.

Ziyech presiona para acabar enero en Chamartín

Las condiciones de las que se habla se cerraron el verano pasado, momento en el que el jugador tuvo múltiples opciones de salir del campeón tulipán. Ha interpuesto su petición de salida si no conseguía cupo a rondas decisivas en la Champions, y de hecho eso es lo que ha sucedido. Por tal motivo Florentino anda tras sus pasos, apoyado eso sí, por Zinedine Zidane.

Al entrenador galo le siguen sorprendiendo sus números y polivalencia, ya que no solo arranca en el extremo, también se puede unir a la zona de gestación como media punta, o partiendo como interior en ese 4-3-3 que suele imponer. Son 21 asistencias en lo que va de campaña sumando todas las competencias, y ocho goles, nada mal.

Hakim Yiyech

Real Madrid sigue trabajando en su contratación, ha dispuesto todo de su parte y Florentino ya ha descolgado su teléfono para tentarlo. El jugador sigue a la espera que sus jefes cumplan su palabra, y tiene la fe intacta de pasar a uno de los grandes ahora que la juventud y las condiciones las tiene a plenitud. Sería un fichaje importante, de bajo calibre y de fuerte impacto. Veremos.

Fernando Llorente