Pep Lluís Martí: “No nos queda margen de error”