Peter Lim amenaza con vender a otro ricachón sin escrúpulos

El todavía dueño del Valencia estudia la venta a un príncipe malayo, país con esclavitud y diferencias sociales enormes

El Valencia CF ha tocado fondo. En lo deportivo, en lo social y en lo institucional. Vender el club a Peter Lim no ha salido bien. Es más, el magnate ahora amenaza con venderlo a otro ricachón de su estilo. Nada menos que al Príncipe de Johor, Tunku Ismail ibni Sultan Ibrahim. Un multimillonario que ha comenzado ya dando espectáculo en Instagram.

Este príncipe malayo procede de un país lleno de desigualdades, con una pobreza extrema y grandes fortunas como la suya. Donde impera el machismo y la esclavitud. Unos valores que no hacen ningún bien a un Valencia CF que camina en la delgada línea entre mantenerse o descender a Segunda División.

Peter Lim vender
El Príncipe de Johor, amigo íntimo de Peter Lim y aspirante a dueño del Valencia CF

El Valencia camino del infierno

Peter Lim ha hecho con el Valencia CF lo que ha querido. Ha hecho y desecho. Hasta perder toda rentabilidad. Lo ha tratado como una empresa, sin importar un comino lo que pudiera sentir el aficionado ché. Cuando tenía a uno de los mejores en la dirección deportiva, Mateu Alemany, y a Marcelino en el banquillo, decidió imponer su ley.

El equipo pasó de ganar la Copa del Rey, jugar una semifinal europea y acabar cuarto en la Liga Santander… a casi bajar a Segunda División. De hecho, este año, mucho tienen que cambiar las cosas para no terminar luchando por evitar caer al infierno. Y Peter Lim se ha cansado.

Peter Lim quiere vender

Peter Lim quiere vender el club, pero ya ha avisado que no quiere ofertas a la baja. De ahí que este Príncipe de Johor, que ya ha estado relacionado en otras ocasiones con el Valencia CF, ha colgado la oferta en instagram. Dice que arranca la puja en 408 millones de euros.

Muchos creen que es el propio Peter Lim el que ha pedido que suba esa publicación. Aunque también cobra fuerza la intención de jugar al fútbol mánager de este excéntrico multimillonario. De hecho, el malayo ha aclarado que no es un empresario. Que es un Príncipe heredero de un gran imperio, que el dinero nunca es un problema y que lo que siente es pasión por el fútbol. Habrá que seguir atentos a más informaciones.

Villarreal Rodrigo