Rambito el cincuentón de First Dates que va a por latinas

El veterano y su gusto por las mujeres calientes y tropicales

Rambito como se hace llamar el comensal de hoy en First Dates, llegó con un propósito en concreto. Ligar con una mujer que ojala sea de sangre latina, pues tiene un gusto tremendo por las chicas de esa geografía. “Las latinas suelen ser muy morbosas y cariñosas”. Para su fortuna su cita era una dominicana muy decidida.

Sin embargo en esta ocasión les figuró la famosa cita a ciegas, donde tuvieron que estar toda la velada con los ojos vendados. El primer en arribar al sitio de citas fue el hombre. Que le contó a Sobera que se dedicaba a atender su hamburguesería. ” Tengo una hamburguesería llamada Rambito. Mi eslogan es Hamburguesas Rambito, cuanto más las comes, más te crece el pito‘. Y si es una chica, el pechito”. exclamó con gracia el albaceteño.

Rambito First Dates
Rambito y Tomasa en el momento de quitarse los antifaces, sorpresa y gusto

La latina de sangre caliente que cautivó a Rambito en su cita de First Dates

La chica encargada de cumplir con las expectativas del veterano hombre fue Tomasa una mujer oriunda de Republica Dominicana. “Vine a España muy jovencita y he estado yo sola peleando para salir adelante, estoy separada y tengo 3 hijos. Me considero una persona muy luchadora”. La chica dejó en claro lo que quiere “Busco a un caballero que me sepa valorar, que me quiera, que sea romántico, detallista… estoy acostumbrada a que me traten como una dama”.

Ante la prueba de la cita a ciegas, ambos comensales se sentaron para dar inicio a su velada. Empezaron a hablar de sus lugares de procedencia. “Soy del pueblo de Andrés Iniesta, Fuentealbilla” exclamó Rambito. Mientras la mujer quiso ganar puntos, “me llevo mejor con los españoles que con los latinos”.

El intercambio de cumplidos entre Rambito y Tomasa que dio paso a la segunda cita en First Dates

Ante la buena química que hubo entre los comensales, los cumplidos no podían faltar. “Es un hombre muy romántico, caballero, que fui lo que pedí”. Mientras que el cocinero exclamó ” “aunque no la he visto, su voz, su pelo y sus manos suaves por arriba y curtidas por abajo, dicen mucho de una mujer luchadora y emprendedora”.

Al fin llegó el momento de la verdad y cuando se les preguntó acerca de la preciada segunda cita. Ambos coincidieron en tenerla por que quedaron con ganas de seguir conociéndose. “Quiero la segunda cita para conocerle mejor porque se me ha hecho corta la cena”. expresó Tomasa. Al levantarse los antifaces los dos se sorprendieron pero al igual mantuvieron sus veredictos.

Boom Dispersos