El Real Madrid ya tiene su propio Coutinho

Un mal comienzo, complicaciones para adaptarse y su estado físico, le están costando de más a Hazard que se empieza a proclamar como la nueva versión del brasileño

Philippe Coutinho ha sido uno de los jugadores más cuestionados de los últimos años en el contexto general de LaLiga. Su valor de mercado agudizó las críticas, y debido a su incapacidad para aflorar grandes actuaciones, se le terminó lastrando de más debido a un principio normal y entendible.

Nunca se pudo adaptar, consechó más tropiezos que éxitos, y eso, como ejemplo, fue algo que el Real Madrid quiso evitar fichando en la manera que lo hizo este verano. Lamentablemente la historia parece volverse a escribir, nada más ni nada menos que con Eden Hazard. El belga, está teniendo un comienzo de temporada de pesadilla, foco de las críticas y observado con lupa por sus inconvenientes de tipo físico.

Philippe Coutinho

A Hazard se le critica por su estado de forma, y porque en el tiempo que lleva trabajando con la plantilla, jamás pudio descifrar la manera de jugar del Real Madrid ni de Zidane. Al parecer le está costando de más el estilo que se imprime en LaLiga más que otra cosa, eso si se compara con sus números en Inglaterra. Allí, contaba con más espacios y enfrentar el campo abierto era una de sus labores más recurrentes.

La afición empieza a pedir resultados en el caso Hazard

Las comparaciones son odiosas, pero hay mucho más que prestigio en juego, hay más de 100 millones de euros invertidos por parte de Florentino Pérez. En Chamartín no suelen tener espacio para aguantar la evolución de sus figuras, y el que llegue debe ir marcando diferencia tan pronto se ponga la elástica merengue. Eso es precisamente lo que le piden al ex Chelsea.

Recrear el pasado de Coutinho es una de las más grandes pesadillas del presente merengue, no se pueden dar ese lujo y menos con la actualidad que atraviesan. Ayer ante Galatasaray las cosas prometían, el juego se presentaba abierto y hasta su chance de anotar tuvo. El tema es que Hazard se ve nervioso y errático en las decisiones. Falló su enorme oportunidad con arco vacío, cosa que en Inglaterra no solía hacer.

Eden Hazard

El tema es que la gente ya se empieza a impacientar, están exigiendo retribuciones en la cancha luego del esfuerzo económico descomunal que ha hecho el club. A Hazard no le queda otra que luchar incansablemente para ganarse un sitio en el corazón de la afición merengue, tema complejo y reservado para estrellas del peso de Cristiano Ronaldo.

Periodista deportivo especialista en los grandes equipos europeos y de las ligas más competitivas.

Temas:
¿Quieres compartir esta noticia?
Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email
Share on telegram