Las nuevas medidas impuestas en relación al tope presupuestario de 2021 será algo a destacar para volver al camino de las victorias

Más allá de la categórica noticia de que Fernando Alonso volverá a pilotar en 2021 en la Fórmula 1, y que lo hará de la mano de Renault, hay que conocer también algunas otras variantes de lo que podremos encontranos de cara a la temporada que viene, pero sobre todo en 2022, que es cuando llegará la esperada revolución técnica.

Así, algo cierto y que no cambiará demasiado en 2021 es que Fernando Alonso se encontrará un Renault muy diferente del que dejó tras ganar sus dos títulos, y también distinto a cómo era el conjunto en su segunda etapa con ellos, entre 2008 y 2009. Con todo, el año que viene se permitirán muy pocos cambios sobre chasis y motor, apenas en la aerodinámica.

Fernando Alonso
Fernando Alonso fían parte de su futuro al tope presupuestario

El límite presupuestario de 2021, el primer paso para jugar a favor de Renault y Fernando Alonso

Así que el próximo RS21 que tendrá el asturiano luchará por la Q3 y los puestos con puntos en las carreras, quizás algún podio suelto. Pero algo de lo que juega muy a favor del piloto y de su nuevo equipo es que, como el resto de la parrilla, contarán de lleno con un nuevo presupuesto límite y más reducido.

Un presupuesto que en principio estaba fijado en 175 millones de dólares, pero la crisis del coronavirus ha obligado a reducirlo a 145 millones de dólares -unos 133 millones de euros al cambio actual-, por lo que equipos como Renault tendrán una primera base antes de 2022 para beneficiar un coche con altas miras.

Esto, como cabía de esperar, jugará en contra de los equipos más poderosos de la Fórmula 1 de hoy, Mercedes y Ferrari, los cuales acostumbran a gastar cantidades desorbitadas para sus coches. Por tanto, y en esa señal, Renault tendrá una primera oportunidad para construir un coche mejor y enfocarse de lleno a 2022.

Fernando Alonso
El reglamento de 2022, la posibilidad más importante de ganar para Fernando Alonso

La regalementación técnica de 2022 jugará un papel clave

Además de que esto juega a favor de los galos (y de los equipos de mitad de parrilla) es conocido que Renault ganó sus mundiales con Alonso en 2005 y 2006 con un presupuesto bastante menor de lo que lo hacían en Ferrari o McLaren, ya adheridos a un gasto mayor que el resto de los equipos, haciendo controlar muy bien sus ganancias frente al resto.

Por último, ésto será un paso previo a lo que será la nueva generación de la Fórmula 1 de 2022, la cual sufrirá una variedad de cambios importantes en lo que respecta a los coches ya la técnica, adoptando un presupuesto que se verá reflejado el próximo año. Con todo. la experiencia del de Oviedo será, además, un punto extra para Renault a la hora de dar con la tecla correcta con el cambio de normativa.