Sandoval, pendiente de las recuperaciones