Sergi López-Egea: “Si se pudiera abrir el disco duro del ordenador de Eufemiano temblaría el deporte mundial”