Simeone, tienes un e-mail

El martes, cuando se supo que el Cholo renovaría por el Atlético de Madrid hasta el 2017 pese a jugar el Real Madrid, #Simeone2017 fue trending topic en España. Una demostración de que los atléticos estaban felices de poder seguir viendo en el banquillo del Calderón a su ídolo.

La renovación del argentino estaba pactada desde hacía muchísimo tiempo con un apretón de manos entre el entrenador y Miguel Ángel Gil Marín. Con tres conversaciones dejaron marcadas las directrices a seguir para que se pudiera redactar un contrato que le unirá al club hasta el año 2017. A partir de ese momento, Natalia Simeone y Clemente Villaverde fueron redactando y corrigiendo un borrador que se aprobó el lunes pasado por la noche y que se rubricó el martes.

La hermana del entrenador y el gerente rojiblanco se han estado “carteando” vía e-mail desde que Gil Marín y el Cholo estrecharon las manos hace tres meses. Cada día, todas las tardes y más de una noche hasta altas horas de la madrugada, ella y él se han reunido a través de la fibra óptica de internet. Pero los dos sólo ataban unos cabos que nunca estuvieron sueltos desde que terminó la temporada pasada. El club quería y Simeone, también.

La dirección deportiva, desde antes de la llegada al club del entrenador, sabía lo que quería. Caminero y Simeone se habían reunido tiempo atrás para asentar unas bases de futuro. Los dos se entendieron perfectamente pese a no haberse llevado, ni bien ni mal, en la época de jugadores en el Atlético de Madrid. Vizcaíno, Burgos y Aguilera junto a ellos dos conforman un equipo de trabajo que cada mañana preparan los partidos de todas las categorías y así seguirán por contrato hasta el año 2017.

El ídolo de la afición ha renovado porque estaba feliz. Trabaja uno por uno con los jugadores, a los que les explica lo que quiere de ellos. Les hace sentirse primordiales para el equipo. Simeone dice que en un equipo “ser importante no significa ser titular” y eso lo han comprendido todos. Ha firmado porque ha encontrado la complicidad ideal con los jugadores. Les hace crecer, como a Diego Costa, o asentarse como a Gabi y a Mario Suárez. A más de uno le dijo que él seguiría en este equipo porque es mejor estar aquí que en cualquier otro. Al ‘Cebolla’, por ejemplo, le convenció de lo necesarios que son sus minutos desde el banquillo: “Jugar 15 ó 20 minutos en el Atlético es más que noventa en el equipo de enfrente”. Por todas estos motivos Simeone seguirá pero, en especial, porque la grada le adora y él no puede vivir sin el aliento de una afición que se vuelca con el equipo cada vez que saltan al campo.

De ahora en adelante, y por primera vez en muchos años, el proyecto del Calderón se reafirma con la renovación del Cholo. Un amor mutuo y eterno de un hombre a una camiseta y su escudo. Una unión que de momento se “rompe” por internet, que descansará hasta dentro de cuatro años. Será entonces cuando, de nuevo, el ordenador de Clemente Villaverde se conecte con el de Natalia Simeone vía e-mail quizás para unirse eternamente.

¿Quieres compartir la noticia?
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on facebook
Ultimas noticias en Elgodigital
La que se avecina temporada 13 deja solísimo a Amador Rivas
Cuarto milenio desvela los actos en el metro del loco del bisturí
Desenfreno total en La isla de las tentaciones revienta pareja Melyssa y Tom