Spotify derrocha recursos para plagiar a Instagram

Entrando en terrenos más complejos, buscan salirse de contexto con tal de ser competitivos en las decisiones de descarga

Lo peor que podía pasar según algunos expertos en el campo digital era que una aplicación dedicada al consumo de música como Spotify se quisiera comportar como Instagram por citar un ejemplo. El direccionamiento de ajustes programados es una de las cosas que más llama la atención. Y para entenderlo mejor, se enfoca en las historias.

Como todo mundo sabe, las historias son pequeños fragmentos que duran 24 horas, ya sea por medio de imágenes o de vídeos cortos. Estos son editables, y van enfocados a otro tipo de consumo que el habitual. El primero en implementarlo fue Snapchat, y de ahí en adelante vinieron las demás como una estampida.

Spotify
Spotify, una compañía de reproducción musical abierta en móviles

Los descubrimientos dejan en evidencia a Spotify usando opciones de Instagram

Y la función llega de manera desapercibida a ciertas cuentas debido a que todavía está en zona de gestión. No se puede lanzar al público, y de paso establecer medidas de consumo. Eso es evidente, y entendible, pero el cómo funciona sigue estando en la vara de consulta de muchos. Y es que para algunos es muy confuso, y hasta salido de contexto.

Una persona ha soltado la primicia al estar buscando alternativas de música navideña. Cuando pulsa sobre una de sus elecciones, allí se despliega la opción que dice “Tocar para ver historia”. Cuando esto pasa, se despliegan diferentes videos de de artistas que quizás estén dentro de la idea de cada uno al realizar la búsqueda.

Críticas han llovido de todo lado, por la presunta desvirtualización de la App

Una de las cuestionantes tan pronto se supo de esto, ha sido el ¿Por qué realizar un hecho de este calibre?. Si es que Spotify está bien diseñado para cumplir en lo suyo, que no es otra cosa que suministrar alternativas en el campo musical vía conexión o red de datos. Llegar a este punto lo pone en ruta de pasar al bloque de redes sociales y claramente ese no es su fin.

Se desconoce el tiempo de llegada de forma oficial, y si lo hará o no. Por ahora todo responde a ese rumor y a los indicios que van cayendo de paso. Que pueda plantar cara a los reyes de la industria es tan solo una de sus posibilidades, pero para que eso suceda hay mucho trecho aún. Lo veremos.

Pedro Sánchez inglés