«Tenemos que ganar sí o sí», advierte Sergio