Tertuliano gafe de El Chiringuito saca a pasear su don con terribles consecuencias

Tomás Roncero en su máxima expresión enciende por completo las redes

Ya se sabe que Tomás Roncero tiene un don. El tertuliano de El Chiringuito es gafe. Y lo peor es que el propio periodista presume de ello y le gusta tentar a la suerte. Se ha convertido en uno de sus más preciados logros, por lo que se aprovecha de ello para crecer en tirón y popularidad.

Pero hay temas que no se deben tocar. Tomás Roncero, madridista forofo, de cuna, de los que no quedan, ha jugado con los sentimientos de su equipo. En esta Copa del Rey que ha visto cómo el Real Madrid se eliminaba con el Alcoyano, a Roncero solo le queda que el Barcelona haga un ridículo similar.

Chiringuito gafe
Tomás Roncero hace gala de su don en El Chiringuito

Tomás Roncero obsesionado con Leo Messi

Sin embargo, para desgracia de Tomás Roncero, el FC Barcelona no ha fallado en las dos eliminatorias disputadas hasta ahora. Es más, los de Koeman están a un partido de meterse en las semifinales u disputar el título. Por eso Roncero, para poder dar carnaza a sus seguidores, cometió un acto impulsivo que puede tener consecuencias dramáticas.

En un lance del partido, Leo Messi realizó una jugada maradoniana en la que dejó sentados a varios rivales, incluido al portero. Sin embargo, el remate final se fue al lateral de la red. Y Roncero no tuvo mejor idea que afirmar categóricamente que el declive de Messi era imparable ya.

El gafe más famoso de El Chiringuito

Evidentemente las redes se pusieron muy nerviosas. Por un lado los barcelonistas, que defendían a Messi e incluso le daban las gracias al tertuliano de El Chiringuito por poner su gafe al servicio de los azulgrana. Los madridistas, por su parte, estaban muy decepcionados con la situación.

Y le recordaron a Roncero que las últimas veces que se ha dicho algo de Messi, al final el argentino se ha repuesto y ha callado la boca a todos. Si el gafe habitual de Roncero funciona, los aficionados al fútbol están de enhorabuena. Y es que debería quedar grandes dosis de fútbol en Leo Messi.

Siro Chiringuito