Se han ideado una estrategia que induce la contratación de un delantero de alto vuelo como solución al futuro cercano

Los encargados llevan un tiempo bastante aceptable tratando de perfilar de la forma más concreta la lista de salidas e incorporaciones de cara a la siguiente temporada. En Real Madrid todo es sistemático, y jamás se dejan aspectos sueltos y al azar. A Zidane le han delegado enormes funciones, y algo estará haciendo bien como para que eso suceda, aunque en este aspecto, el mérito es administrativo y del grupo de trabajo en la dirección deportiva.

Conformada la lista de los exiliados en el frente de ataque se corre el riesgo de quedar cojos, y para ello han decidido tomar una nueva ruta. Afuera: Vinicus, Luka Jovic, James Rodríguez, Gareth Bale, Isco y Lucas Vázquez, a los señalados les toca centrar su mirada en figuras, jóvenes y que su valor de mercado no sea una molestia para centrarse en los objetivos fundamentales.

Karim Benzema

Y tal parece lo han encontrado, se trata de Timo Werner, delantero del RB Leipzig de Alemania. Este joven teutón de apenas 23 años es el principal responsable de la memorable campaña que vive su equipo en la temporada vigente, segundos y a un solo punto de distancia del líder en la Bundesliga, también se han clasificado a la ronda de los octavos de final de la Champions, además como líderes de su zona.

Por Werner se la juega toda Florentino Pérez

Está bien que no se trata de un objetivo de primera línea, pero basta ver sus números para que más de uno se convenza de lo que es capaz. En total son 20 goles, y 9 las asistencias que ha logrado cuajar esta temporada, eso en tan solo 22 juegos disputados. Un animal, o como se le quiera llamar. Además, es un habitual en la selección de su país, y gran figura a proyección de los campeones del mundo en 2014.

Leipzig se le está quedando pequeño y crecer hace parte natural de un jugador de su calibre. En Real Madrid es esperado para que haga el puente a un Benzema al que le quedan ya pocos años de carrera. Por si fuera poco puede jugar en los costados, pues es veloz, potente, tiene un enorme olfato goleador, se sabe combinar, tiene experiencia y sabe lo que es ganar.

Timo Werner
Timo Werner

Todo esto por 80 kilos es una verdadera ganga, una ganga a la que no le quiere hacer el quite, y por tal motivo se mueve pronto en el tema salidas. Vinicius podría seguir su carrera a manera de cedido a un equipo de la Premier; el colombiano y el galés tienen claro que se van, en venta, y a los demás todavía les queda una carta por jugarse en lo que resta. Ojo que no es descabellado, y Zidane ha dicho que sí.