Un cerebro talentoso pero “vago”